El cinismo de un delincuente electoral. «Está metiendo la mano en las elecciones». «Claro que sí, claro que sí», dice López Obrador

Dictador
Andrés Manuel López Obrador FOTO: WEB

Al presidente de México le valen las recomendaciones que previamente le hiciera el Instituto Nacional Electoral (INE). Sabe que tiene una mayoría en el Congreso y un respaldo popular que le permiten cometer cualquier infracción y salir impune. López Obrador está tan empoderado que no se mide para desafiar las reglas de la contienda electoral, la ley del INE. Pero es que también está muy desesperado, pues un estado como Nuevo León bien merece mostrarse cínico. En la mañanera del martes una reportera le preguntó al presidente López Obrador: «Presidente, partidos señalan que usted está metiendo la mano en las elecciones».

De acuerdo con la ley electoral, el presidente debe abstenerse no sólo de hablar de sus logros, sino además debe evitar cualquier mención sobre la contienda, partidos políticos o actores que estén participando en la contienda. Pero el presidente no ha hecho caso; pero no es que haya cometido el delito electoral por un descuido. El presidente de México afirma con todo el cinismo del mundo que deliberadamente ha metido las manos en la elección.

Su respuesta sobre si está o no metiendo las manos en el proceso electoral no tiene excusa: «Claro que sí, claro que sí, si aquí lo di a conocer, si es de dominio público, lo estoy diciendo, no podemos ser cómplices del fraude». Veamos qué hace el INE, veamos qué sanción aplica, veamos si después de esa sanción se calla. Aunque hay que advertir que el presidente ya dijo que de ninguna manera se va a quedar callado. Vaya con este delincuente electoral.

Todos los derechos reservados. Este material no puede ser publicado, reescrito o distribuido sin autorización.

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.