Otra antivacunas que muere por sus necedades. Hana Horká prefirió contagiarse para demostrar su punto y murió a los pocos días

Horká
Hana Horká, una antivacuna checa, muere tras un contagio voluntario FOTO: WEB

Hana Horká era vocalista de un grupo checo de música folklórica. Ella había señalado en sus redes sociales que no creía en el covid, mucho menos en las vacunas anticovid. En navidad su esposo y su hijo se contagiaron de covid, sólo que ellos sí estaban vacunados. Padre e hijo le pidieron a la madre que ellos se mantendrían aislados y que ella debería estar fuera de casa mientras pasaban el contagio que sólo les duró tres días. Pero ella no quiso, para probar su punto de que el coronavirus era una gripa como cualquier otra, se quedó y contagió.

Han Horká, quien no se quiso vacunar como si lo hicieron su hijo y su esposa, estuvo enferma. El hijo de la cantante comentó: «Mi papá y yo fuimos vacunados, pero nos contagiamos en Navidad. Estuvimos enfermos durante tres días, seguidos de estados post-enfermedad como pérdida del olfato y cosas por el estilo. Mamá estuvo enferma durante cinco días. Ella se enfermó después de Navidad. Normalmente iba en contra de la existencia de la enfermedad y de las vacunas».

El último día de Han Horká ella salió a caminar un poco, regresó con un dolor de espalda, le dieron un masaje, se acostó y en sólo 10 minutos se asfixió y murió. El hijo de Hana Horká declaró en entrevista: «Ella prefirió tener la enfermedad que ser vacunada. Es un ejemplo ilustrativo para los círculos en torno a Jaroslav Dušek, Lukáš Pollert, Sona Peková (opositores y anti vacunas)».

Todos los derechos reservados. Este material no puede ser publicado, reescrito o distribuido sin autorización.

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.