Cuidado, mañana es Día de los Inocentes; no le vayan a ver la cara de… inocente

Inocentes
Matanzas de niños judios por el rey Herodes, mejor conocida como la matanza de los Santos Inocentes FOTO: WEB
- en Avenida Principal, Carrusel

¿Cómo pasamos de una conmemoración trágica a una celebración lúdica? El día de los inocentes original es la conmemoración por la matanza de niños hebreos que el rey Herodes ordenó con el propósito de quitar la vida a aquel que llegaría a ser Rey de los Judíos. Herodes se enteró de la profecía, sobre todo de la época en que habría de nacer el Mesías y haciendo sus cálculos ordenó que asesinaran a todos los niños menores de dos años.

Afortunadamente un ángel avisó a José, esposo de María, para que huyeran hacia Egipto donde estarían a salvo de las intenciones de Herodes. A pesar de ello, la sentencia de Herodes se cumplió y se asesinó a toda una generación de niños hebreos. Pues esta trágica conmemoración se fue convirtiendo con el tiempo en una celebración lúdica, donde se agarra de inocente a la persona que se descuide, ya sea pidiéndole algo prestado y no devolviéndolo, o jugarle alguna broma pesada, como la famosa billetera clavada al suelo en los parques de la ciudad.

Pero los medios de comunicación también se prestan para agarrar de inocentes a sus lectores, de modo que mañana bien se podría usted encontrar con que a Javier Duarte ya lo dejaron libre, o que Karime Macías ya se entregó a la justicia o que Cuitláhuac García ya conectó su cerebro con la realidad, o que Zenyazen Escobar ya regresó al mundo de los strippers. Así que cuidado, no lo vayan a agarrar de… inocente.

Todos los derechos reservados. Este material no puede ser publicado, reescrito o distribuido sin autorización.

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.