Administrar proviene de ministrar que significa servir; el administrador de CMAS no sirve, sólo saca a la luz sus traumas, fobias, represiones, misoginia y androginia

CMAS
Xalapa, Ver.- El Centro Administrativo Municipal (CAM), donde se encuentran las oficinas de CMAS FOTO: PATTY BARRADAS/FOTOVER

Todos los administradores deberían tener en claro que administrar proviene de administrare, que contiene la palabra ministrar que es servir. Un administrador es un servidor público, y al mismo tiempo es un representante de la entidad que lo contrata, es decir, del ayuntamiento. El comportamiento de ese servidor público luce o desluce a la entidad que él representa.

El ayuntamiento de Xalapa es menos cuando pone en espacios de responsabilidad a sujetos como Jorge Alberto Moctezuma. La palabra ministrar, o ministro, provienen de una raíz común que es minus, es decir menos. La actitud correcta de un servidor público, de un administrador es ser el menor, el más humilde servidor. El servidor público no puede ser más que al que le sirve.

Pero desafortunadamente las cosas no son así. Muchos servidores públicos se sirven de su puesto para sacar sus traumas, sus fobias, sus represiones, su misoginia, su androginia. Esos sujetos con problemas de conducta no deberían tener puestos de responsabilidad, porque con su conducta prepotente y misógina muestran que son irresponsables.

Todos los derechos reservados. Este material no puede ser publicado, reescrito o distribuido sin autorización.

Comentarios

  1. dónde está el trabajo periodístico de «libertad bajo palabra»?

    Se trata sólo de emitir opiniones y juicios emitidos por los redactores de «Libertad bajo palabra» ?

    Deben poner atención.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.