SAT dobla a Duarte

SAT
SAT FOTO: WEB
- en Opinión

Brenda Caballero / No puedo decir que fue una corazonada; tal vez una premonición la que saltó en mi cabeza el domingo. Eran las diez de la noche cuando abrí el portal del Servicio de Administración Tributaria (SAT). De inmediato, en la parte inferior destacaba un carrusel donde se puede accesar a información importante para los ciudadanos como parte de la transparencia gubernamental que se presume, como es la lista de correos apócrifos detectados, consulta rápida de pedimentos, el caso Panamá Papers, entre otros; y en el tercer link se puede leer Informe del caso Veracruz.

El dibujo, una lupa sobre tres carpetas, que al hacer click sobre ella despliegan 7 hojas en las que se puede leer los antecedentes sobre la investigación que está llevando el SAT con relación al trabajo presentado en el portal Animal Político el día 24 de mayo, donde ciertas dependencias de la administración pública del gobierno del estado de Veracruz y una red de empresas fantasma realizaron operaciones para la compra de productos y bienes que debían destinarse a la población vulnerable por un monto de 645 millones de pesos.

El mismo informe contiene también el análisis de la autoridad fiscal con el fin de identificar a los contribuyentes vinculados y a otros involucrados como notarios y corredores que hicieron la protocolización del acta correspondiente y que según la propia investigación, son 23 ubicados en los municipios de Veracruz, Boca del Río y Xalapa, así como representantes legales, socios, accionistas y declaraciones y pagos realizados.

Afirma que de 26 empresas involucradas que eran al principio, el número ascendió a 34. Asimismo, se detectó relación entre la mayoría, ya que en 29 empresas, el representante legal era a su vez uno de los socios, así como que los domicilios de 20 empresas están en el municipio de Veracruz. Se conoció también que 15 de ésas se dieron de alta en 2012 y todas antes de la Reforma Fiscal promovida por Peña Nieto.

Este dato es importante resaltarlo, ya que ninguno de nosotros sabía cómo iba a estar toda la tecnología vinculada con el SAT para conocer nuestros Ingresos y Gastos. ¡Bombazo!

Si usted es de las personas que paga impuestos, déjeme hacerle enojar, pues estas empresas fantasma, a pesar de manejar cantidades en promedio de 100 millones de pesos, como es el caso de 18 de ellas y una con mil millones de pesos, 30 de esos contribuyentes declaraban en ceros. ¡Vaya! ¡sólo faltaba que pidieran la devolución del IVA!

Dentro de las acciones realizadas, el SAT informa que emitieron órdenes para 26 empresas, de las cuales no localizaron 24. En este caso, la autoridad determinará un crédito presuntivo y lo subirá por estrados. Es decir: nunca se pagarán los impuestos correspondientes de esos “contribuyentes”.

Señala estar haciendo auditoría a tres funcionarios públicos de diversas dependencias del estado que han presentado discrepancia fiscal; es decir, sus gastos e inversiones han sido mayores a sus ingresos obtenidos con el fruto de su trabajo. Desde luego que no señala nombres por la protección de datos personales y salvaguardar el debido proceso.

Asimismo, ha publicado los nombres y RFC de contribuyentes no localizados y de los que se presume emiten facturas simulando operaciones.

Por último, el SAT dio a conocer que presentó 32 denuncias ante la Procuraduría General de la República (PGR).

Ésta fue la antesala para que la misma PGR, a petición del presidente Enrique Peña Nieto, presentara ante la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) acciones de inconstitucionalidad ante las medidas en materia de corrupción pretendidas por los Gobernadores y Congresos Locales de Veracruz y Quintana Roo.

Esta medida, sin duda aplaudida por muchos, fue tomada por Peña para evitar que “revienten” su Sistema Nacional Anticorrupción y congratularse un poco con el pueblo harto de corruptelas gubernamentales y enriquecimientos ilícitos.

Esta es la oportunidad del presidente de lograr un repunte en su popularidad que ha caído con los casos de Ayotzinapa y la CNTE.

Sin duda, Hacienda sigue siendo el brazo ejecutor de cualquier gobierno, por eso, cuando vi en su portal el Caso Veracruz, era la premonición de que iban a doblar las manos al gobernador Javier Duarte.

Todos los derechos reservados. Este material no puede ser publicado, reescrito o distribuido sin autorización.

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.