Rebelión en la granja; renuncian diputados paleros. Callejas Arroyo “artista en clavar el puñal”

Granja
Francisco Garduza Mazariegos, Eduardo Sánchez Macías, Jesús Vázquez González, Marco Antonio del Ángel Arroyo y Francisco Garrido Sánchez

Hasta el momento son cinco los diputados que han renunciado a su grupo parlamentario para convertirse en independientes. Los rebeldes son: por el Partido Verde Ecologista de México, Francisco Garduza Mazariegos, Eduardo Sánchez Macías y Jesús Vázquez González; por el PRI el diputado desnudista Marco Antonio del Ángel Arroyo y por Alternativa Veracruzana, Francisco Garrido Sánchez. De todos ellos quizá el más relevante pueda ser el último, sin embargo los cinco han sido utilizados para que el gobernador lleve a cabo su voluntad en la Legislatura, con la complicidad del cacique romántico Juan Callejas Arroyo, presidente de la Junta de Coordinación Política.

Dos de estos pseudo legisladores, Marco Antonio del Ángel y Eduardo Sánchez Macías fueron los que votaron en contra del juicio político para Javier Duarte. Buena tajada sacaron de eso. Sin embargo tal vez querían más, algunas posiciones en las candidaturas a diputados, algún lugar en la campaña de Héctor Yunes, algo más de dinero para poder mantener su vida de excesos, pero al parecer algo no les cumplieron, porque ya entregaron su renuncia a cada uno de los grupos legislativos a los que pertenecen y a estas alturas del partido, a poco más de tres meses de que entreguen la curul en el Congreso local, hacen su pataleta mandando un mensaje al líder de la granja, y se suman a una incipiente rebelión, tan ridícula que con un poco de maíz que les avienten los calmarán.

Tal vez no les pareció que, a pesar de que ellos vivirán en la ignominia por ser parte de un Congreso que se entregó a los caprichos de un gobernador nerónico, al final poco les quedará. Sin embargo, Juan Callejas Arroyo, el cacique romántico obtuvo para su hijo una diputación plurinominal y para la querida… pupila, Patricia Peña, otra diputación plurinominal. Es decir, el presidente de la Junta de Coordinación Política del Congreso local se quedará con todas las canicas y para ellos sólo el palo de balero.

Tal vez a estos rebeldes ejemplares del Congreso les interesaría saber lo que dice don Luis Hernández Navarro en el periódico La Jornada: “Artista en clavar el puñal por la espalda, el líder moral del magisterio veracruzano, Juan Nicolás Callejas, simula apoyar al Yunes del PRI, al tiempo que marca sus cartas en favor del Yunes del PAN, su antiguo enemigo. Así lo hizo con Roberto Madrazo durante la campaña presidencial de 2006. Se cobra de esa manera el maltrato que le ha propinado Javier Duarte. De paso, el ex dirigente nacional Rafael Ochoa mueve sus fuerzas contra el tricolor”.

Callejas Arroyo no tiene nada que perder, por eso no sería raro que le apostara a los dos candidatos. Si gana Héctor el hijo y la querida… pupila serán diputados y si pierde Héctor el hijo y la querida… pupila serán diputados. Es más, de ganar Miguel Ángel Yunes, hasta el inútil de su hijo podría ser líder del Congreso. Eso es lo que más debería doler a los que se rebelaron en la granja, que Callejas los usó para conseguir sus posiciones.

Pobres diputados rebeldes, se han de sentir usados. Fueron los trapeadores para limpiar las cochinadas legislativas de Duarte y de Callejas y al final los arrumbarán al ostracismo histórico. Porque como lo dijera Ernesto Aguilar Yarmuch en una reunión de Otero Ciudadano, los legisladores locales también son responsables (cómplices diría yo) de los desfalcos y de las corruptelas del gobierno de Javier Duarte.

Todos los derechos reservados. Este material no puede ser publicado, reescrito o distribuido sin autorización.

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.