Las últimas del 2015

- en Opinión

Salvador Muñoz / Las últimas noticias del año… y digo las últimas porque por cuestiones personales creo que nos volveremos a leer de aquí hasta el dos de enero del 2016. Así que para hacerles más digeribles estas últimas letras del 2015, les comento las siguientes notas:

¿Comen y se van o Cómo se ven?

La famosa comida del Gobernador con ocho políticos. En la foto, se pueden ver a Jorge Carvallo, Adolfo Mota, Flavino Ríos, Héctor Yunes, a la diestra de Javier Duarte. A su siniestra, Alberto Silva, Erick Lagos y Tomás Ruiz González. Pepe Yunes fue quien tomó la foto… digo, si no, por qué no aparece en la foto.

Mal fario

El nombramiento de Juan Nicolás Callejas junior como secretario de Operación Política del Comité Directivo Estatal del PRI está bien… lo malo es que ya le proclamen dos cosas: Que va a ser diputado pluri y que ocupará el mismo cargo que su padre: Coordinador Político en la próxima legislatura… digo, si así se da, la figura del Plurinominal seguirá viéndose como si fuera la contratación de una rabiza, una colipoterra o una iza, como se ve precisamente en la mayoría de nuestros pluris locales en el PRI…

Tránsito de culos

El amigo Rubén Ricaño, observador, se encontró con “conceptos de vialidad muy avanzados y novedosos como el del artículo 134” del reglamento de Transito, que a la letra dice: “Los conductores están obligados a respetar a la autoridad vial que se encuentre apoyando el tránsito de culos (…)”

Es seguro que nuestras autoridades pensaron en el desfile que por lo regular hacen los y las simpatizantes de los 400 Pueblos; o al menos que se refieran a la pasarela de mariposas nocturnas que circulan por Lázaro Cárdenas y Pomona… ¡ya! El tránsito de culos ha de ser cuando pasa una hilera de guardaespaldas en vehículos y agentes de tránsito les abren paso para que pase el caca grande (digo, la expresión es para estar ad hoc con el término en discusión).

El cobro de estacionamiento

Pues bastante relajo se generó porque ya publicado en la Gaceta el pasado 25 de diciembre (Num. Ext. 215, si lo quieren corroborar), muchos suponen que las Plazas y Centros Comerciales no deben cobrar ya por el estacionamiento a quienes hayan aparcado allí para realizar sus compras. Pero resulta que faltan algunas cositas: Para que sea gratuito el servicio de estacionamiento, debe haber compras. Si no las hay, te cobran. ¿Qué tarifa? La que disponga el Ayuntamiento. Bueno, faltaría preguntarle a la administración municipal si ya entabló plática con los centros comerciales de su zona para ello. La otra cuestión es: ¿a partir de cuánto se considerará “la compra”? Digo, porque si voy y me compro una lata de refresco, para mí eso es una compra y me siento con autoridad para exigir que mi servicio de aparcado sea “de a grapas”. Ahora, si voy a una comida y me “la disparan”, ¿igual me sellarán mi tarjeta aunque yo no haya pagado? En fin… resumiendo: Habrá que preguntarle al Ayuntamiento cuánto tiempo tiene para resolver esto y a la vez, esperar si los centros comerciales se amparan.

¡Ay, no ma…no, no!

¿Don Fla? ¿don Fla? Le confieso una cosa: ¡Me molestan mucho los cohetes! Gracias a una combinación de petardos, laca, perfume, y sepa cuántos menjurjes le haya puesto a un gran cenicero que tenía en casa cuando adolescente, quedé medio sordo, tras su explosión. Entonces, me molestan mucho. Mi confesión es porque me extrañó que no mandara a que le rompieran la madre a los taxistas que obstruyeron mi paso por el centro el día de ayer y que además, arrojaron cohetes… ¿se imagina que uno de esos cohetes hubiera lastimado a un viejito?

Sí, para cerrar el año, ¡los taxistas! que no quieren fotomultas porque no pueden meter la pata como acostumbran… ¡poca madre!, ¿no?

Todos los derechos reservados. Este material no puede ser publicado, reescrito o distribuido sin autorización.

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.