Anilú Ingram, «no tiene talento, pero es buena moza»; Elizabeth Morales, sobrevive por sus conectes; ni a cuál irle

Anilú
Xalapa, Ver. Elizabeth Morales y Anilú Ingram FOTO: PATTY BARRADAS/FOTOVER

Que la única virtud política de Elizabeth Morales y de Anilú Ingram sea su femineidad es un asunto que se debería de analizar. Y es que a ellas las posicionan como futuras candidatas del PRI al Senado de la República, pero no se pondera su trabajo político, su inteligencia o el beneficio que en sus puestos públicos hayan generado a Veracruz. A ellas las colocan donde están simple y sencillamente porque son mujeres.

Y es que el PRI debe cumplir con la cuota de género para las siguientes elecciones. Pero qué han hecho Anilú y Elizabeth para tener esos merecimientos. Realmente muy poco. Anilú está en la delegación de la Sedesol por su linda cara, su talento es de televisión, «no tiene talento, pero es buena moza»; y si no que le pregunten a Osorio Chong, quien ayer le debió dar su “saludadota”.

Elizabeth Morales se ha movido de la alcaldía de Xalapa a la delegación de la Profeco y de ahí al ISSSTTE, pero tampoco son sus méritos los que la tienen ahí, sino sus amistades, sus conectes políticos. De modo que sus aspiraciones no se basan en méritos legítimos, sino en meras futilidades.

Todos los derechos reservados. Este material no puede ser publicado, reescrito o distribuido sin autorización.

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*