El SNTE de Cepeda Salas, doblado y sometido; nunca pensó en el riesgo de contagio de sus afiliados

Cepeda
Alfonso Cepeda Salas y Olga Sánchez Cordero FOTO: WEB

Si se mueve la primera ficha y ésta cae sobre otra, en consecuencia la ficha caerá también sobre la siguiente. A esta acción se le conoce como efecto dominó. En la política es algo similar, si el líder es doblado, los demás también serán sometidos o, las consecuencias que un hecho tiene sobre otro, se repetirán. El Gobierno Federal, mediante sus órganos de aplicación de justicia, en este caso la Fiscalía a cargo de Santiago Nieto Castillo, conoce perfectamente las pisadas de Alfonso Cepeda Salas y tenga por seguro que éste fue conminado para que apoyar la determinación del presidente López Obrador de regresar a clases presenciales a pesar de los coletazos de la tercera ola de contagios de covid que tiene azotados a varios estados del país.

Cepeda Salas no pensó en sus afiliados, no reparó en que la mayoría de las escuelas se encuentra con carencias, muchas de ellas no cuentan con agua potable, ni baños dignos para que los alumnos se laven las manos regularmente. No pensó en que muchos maestros se encuentran en el primer círculo de morbilidad (diabetes, hipertensión, obesidad).

El actual líder del SNTE pensó primero en granjearse la voluntad presidencial y dejó de lado la defensa de los derechos laborales de los afiliados al SNTE. Desde luego que ese ejemplo lo replicaron los seccionales. Estos también fueron doblados.

Todos los derechos reservados. Este material no puede ser publicado, reescrito o distribuido sin autorización.

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.