¿Se atreverá López Obrador a ir contra Peña Nieto? Emilio Lozoya se convierte en un “sapo” despreciable

Transición
Andrés Manuel López Obrador y Enrique Peña Nieto FOTO: WEB

El 1 de diciembre de 2018, el día que Andrés Manuel López Obrador recibió la banda presidencial tuvo las siguientes palabras para el presidente Enrique Peña Nieto: «Le agradezco sus atenciones, pero sobre todo le reconozco el hecho de no haber intervenido, como hicieron otros presidentes, en las pasadas elecciones presidenciales. Hemos padecido ya ese atropello antidemocrático y valoramos el que el presidente en funciones respete la voluntad del pueblo. Por eso muchas gracias presidente Peña Nieto».

No fue la única vez, cada que tenía oportunidad, en diversas entrevistas, López Obrador agradeció al presidente por su imparcialidad, por no intervenir en las elecciones. Es por ello que al menos durante los meses que han corrido Peña Nieto ha estado muy quitado de la pena. Sin embargo, no contaba con que su amigo Emilio Lozoya, su director de Pemex, se iba a convertir en un “sapo” con tal de salvar el pellejo.

Emilio Lozoya, a pesar de ser un ladrón consumado, está siendo tratado por la Cuarta Transformación como un mártir, como un hombre que fue presionado por las fuerzas oscuras del peñismo para corromperse. Ahora Lozoya formaliza con una denuncia su calidad de soplón, pues ha denunciado a Peña Nieto y a Luis Videgaray, aquellos que le dieron todo el poder para corromperse. La pregunta que surge es si el presidente López Obrador irá tras Peña Nieto, a quien le ha tenido muchas consideraciones.

Todos los derechos reservados. Este material no puede ser publicado, reescrito o distribuido sin autorización.

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.