Los niños encerrados del coronavirus, con miedo, depresión y con obesidad

Niños

Ansioso, gordo, viejo y perezoso, tal pereciera que ese es el perfil predilecto del coronavirus para dejar caer toda su fuerza. No obstante, varios especialistas concluyen y de acuerdo a como se mueven las estadísticas en la mayoría de los países, este virus se encaja con aquellos que se encuentran entre los 50 a 65 años de edad. Es cierto que los niños sufren menos el coronavirus que los adultos. Sin embargo, ellos están siendo afectados por el daño colateral de estar varias semanas encerrados sin poder salir siquiera a la tienda.

Tarde o temprano esta pandemia les va a pasar la factura. Algunos ya están presentando desequilibrio para dormir, otras están presentando problemas de concentración y un grupo más numeroso ya tiene problemas de ansiedad, de obesidad y de depresión. Ojalá y que las autoridades de sanidad de México tomen en consideración a los pequeños en casa.

Desde luego que la responsabilidad primordial recae en los padres, no obstante, las autoridades deben de tomar en cuenta esta situación que, tarde o temprano, acarreará consecuencias en la niñez mexicana.

Todos los derechos reservados. Este material no puede ser publicado, reescrito o distribuido sin autorización.

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.