Sicario que trabajó para el Chapo Guzmán ganaba 15 mil dólares por decapitar a sus rivales. “He cambiado mi vida, pero el pasado pesa en mi conciencia”

Sicario que trabajó para el Chapo Guzmán ganaba 15 mil dólares por decapitar
Sicario que trabajó para el Chapo Guzmán ganaba 15 mil dólares por decapitar a sus rivales. “He cambiado mi vida, pero el pasado pesa en mi conciencia” FOTO: WEB

Tras una entrevista que se le hiciera a un sicario desertor del cártel del Cártel de Sinaloa hace revelaciones sobre sus asesinatos y crímenes en donde menciona que la recompensa por descabezar a sus clientes era muy jugosa. En el negocio de las ejecuciones un sicario llegaba a ganar hasta 15 mil dólares por cada asesinato: “El asesinato era tan simple que comenzaba solo con una llamada a mi celular, pero tan despiadada que culminaba en una decapitación”. “Yo mataba, cortaba cabezas. Tuve mucho trabajo, a veces varios trabajos por día”, pero ahora todo está devaluado”, comenta el sicario.

Cuando el sicario recibía la orden de asesinar a alguien, señala que lo primero que hacía era localizar su armamento y su equipo. Siempre se quedaban de ver en alguna casa de seguridad, después le hacían llegar una fotografía de su objetivo que podría ser algún jefe de la policía que no ha querido pagar o algún político que obstaculizaba las aspiraciones criminales de otro.

Para llegar a la víctima este sicario sobornaba a los guardaespaldas o gente cercana al objetivo para así obtener información de donde se encontraba a dónde salía y que es lo que hacía. “Hoy en día cualquier hijo de vecino coge una pistola y ya es sicario operan sin ningún tipo de cuidado asesinan a mujeres y niños”, comenta. Este sicario fue apresado en los tiempos que el Chapo Guzmán aún estaba libre y fue así como pudo librarse del destino que había estado sembrando. “He cambiado mi vida”, comenta sosteniendo una biblia, se dice arrepentido pero el pasado pesa en su conciencia.

Todos los derechos reservados. Este material no puede ser publicado, reescrito o distribuido sin autorización.

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.