PRI, la derrota deja lecciones que aprender

Tras la derrota en Veracruz, los priistas deben aprender las lecciones / Foto: Los Políticos Veracruz

altoLa derrota del PRI en Veracruz no necesariamente se debe de ver como una tragedia. Es una prueba sí, que de ser superada los fortalecerá. Es como someterse al calor de un crisol en el que las impurezas habrán de emerger para ser desechadas.

No tardan los tránsfugas en manifestarse para buscar un lugar con el próximo gobierno, las deslealtades sirven para saber en quién ya no se debe confiar. Pero al mismo tiempo los priistas entenderán dónde están sus fortalezas y dónde sus debilidades.

Ya no se puede ganar una elección a como dé lugar, no basta sólo el dinero y la estructura, no basta sólo un buen candidato como lo fue Héctor Yunes, hace falta cuidar al gobernante en turno, para que sus antecedentes no sean causa de repudio como sucedió en esta ocasión.

Queda claro además que las guerras sucias enlodan a quienes se dirigen y a quienes la dirigen. Si los priistas no entienden estos puntos básicos, entonces su derrota si deberá considerarse una tragedia.

Todos los derechos reservados. Este material no puede ser publicado, reescrito o distribuido sin autorización.

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.