Guardaos de profetas con piel de oveja

Bartlett
Andrés Manuel López Obrador y Manuel Bartlett FOTO: WEB
IMSS: corruptelas con los respiradores
Bartlett-Nahle: ambiciones desmedidas

Carlos Jesús Rodríguez Rodríguez / DICE MATEO 7:15-20: “Guardaos de los falsos profetas que vienen a vosotros con vestidos de ovejas, pero por dentro son lobos rapaces. Por sus frutos los conoceréis. O ¿acaso se recogen uvas de los espinos o higos de los abrojos? Así, todo buen árbol da buenos frutos, pero el árbol malo da frutos malos. No puede el buen árbol dar malos frutos, ni el árbol malo dar frutos buenos. Todo árbol que no da buen fruto, es cortado y echado en el fuego. Así que, por sus frutos los conoceréis”, y la sentencia bíblica no tiene desperdicio cuando se trata de analizar lo que está ocurriendo en el concierto de la Cuarta Transformación, con funcionarios reciclados de los estercoleros del PRI o, incluso, de los modernos salvadores del país que no acaban de iniciar un puesto y ya quieren estar en el siguiente tren para bajarse en la otra parada y treparse a un jet, en un viaje interminable de ambiciones desmedidas que va dejando a su paso una estela de polución e inmundicia. De esa manera, primero fue el Director de la Comisión Federal de Electricidad, Manuel Bartlett Díaz, quien a través de sus socios facilitó una lujosa residencia a la llamada Cuarta Transformación para que el candidato primero y, posteriormente, Presidente electo despachara, sin importar de dónde provenía ese beneficio y las cuotas que más tarde debería pagar su gobierno, al proveer al junior del dinosaurio poblano contratos millonarios para la venta de ventiladores o respiradores automáticos para el Instituto Mexicano del Seguro Social a casi el doble de su precio normal, y a partir de ello se detectara que además de ese contrato que reveló la investigación de Mexicanos contra la Corrupción y la Impunidad (MCCI), Cyber Robotics Solutions -propiedad de León Manuel Bartlett Álvarez- obtuvo en el actual gobierno 18 contratos por un monto total de 278 millones de pesos, y once de estos fueron por asignación directa, aun cuando la principal bandera de este gobierno fue el combate a la corrupción, además de que Andrés Manuel López Obrador lo presume siempre: “el presidente de la Republica está enterado de todo”, lo que demuestra, por lo tanto, que AMLO sabía de los cochupos que se le habían asignado al hijo de uno de sus colaboradores preferidos.

Y BIEN no se terminaba de asimilar tanta y semejante putrefacción, cuando uno de los diarios más importantes de México publicó una investigación que involucra a quien busca ser, al precio que fuere, candidata a la Gubernatura de Veracruz en el 2024, aun cuando es oriunda de Zacatecas y su carretera política de a deveras inició apenas con Andrés Manuel, siendo proyectada a una diputación Federal, primero, para enseguida bajarse de ese tren y contender por la Senaduría, a sabiendas que sería arrastrada por los votos del tabasqueño pero, también, del empresario y político Ricardo Ahued Bardahuil, un hombre que como lo define el Presidente, es honesto a toda prueba y bien querido por los veracruzanos, a tal grado que logró sumar más votos a Senador que el propio Cuitláhuac García Jiménez a la Gubernatura, lo que despierta celos y, por supuesto, golpes bajos de priistas que como el diputado Federal, Héctor Yunes Landa, aprovechan para contrapuntearlo con el mandatario en turno, sugiriendo que el ex director de Aduanas sería el sucesor en diciembre de este año del actual titular del Ejecutivo, algo que el propio Ahued ha negado insistentemente, respetuoso como suele ser de las instituciones y de las personas, razón por la cual, la versión del choleño no deja de ser un comentario de mal gusto y con intenciones insanas.

PERO VOLVIENDO al tema inicial, la empresa periodística OEM-Informex dio a conocer el pasado lunes que el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) en la Ciudad de México había asignado el segundo contrato más valioso para la compra de ventiladores a Bidcom Energy, una empresa de los sobrinos del compadre favorito de Rocío Nahle. Y es que el Órgano de Operación Administrativa Desconcentrada del Distrito Federal Sur del IMSS publicó el 21 de Abril el fallo de adjudicación directa a la empresa que ofreció una cotización de 114 millones 91 mil 800 pesos por la venta de 100 ventiladores, equipos indispensables para salvar la vida a pacientes graves infectados con el coronavirus Covid-19. Y es que antes de Bidcom Energy, la compra del IMSS más grande de ventiladores había sido de 2 mil 500 equipos por 93.6 millones de dólares a la empresa Levanting Global Servicios, por lo que este es el primer negocio que Bidcom Energy realizó con el gobierno Federal aunque, caso curioso: la empresa fue constituida apenas en Agosto de 2019 en Coatzacoalcos, Veracruz, con un capital social de 50 mil pesos y es parte de una red de empresas propiedad de la familia Quintanilla (o séase: ni siquiera tiene un año operando y ya tiene contratos multimillonarios).

PERO EL tema no es fortuito: el acta de constitución disponible en el Registro Público de Comercio de la Secretaría de Economía –según mostró OEM-Informex-, establece que la sociedad está conformada por Econology de México y Galisper Industrial, ambas de la familia Quintanilla, y como presidente del Consejo de Administración de Bidcom Energy quedó registrado Josué Quintanilla Ayache y, como secretario, Jaime Quintanilla Ayache, ambos hermanos y sobrinos de Arturo Quintanilla Hayek, el prominente empresario de la región sur de Veracruz y compadre preferido de Rocío Nahle, secretaria de Energía, y quien obtuvo la adjudicación por parte del Ayuntamiento de Coatzacoalcos, también de filiación morenista, de un contrato –por instrucciones de Nahle- para construir un relleno sanitario, proyecto que fue cancelado por protestas de los habitantes de la zona.

Y ESTO ocurre cuando el vasallo de Nahle, el diputado local por Coatzacoalcos, Amado Cruz Malpica impulsa una ociosa reforma al artículo 11 de la Constitución Política local para dar la calidad de veracruzanos a los padres de familia que tengan hijos nacidos en Veracruz –que de inmediato salió a respaldar la secretaria de Energía, como si con la reforma fuera suficiente para adquirir de manera automática el arraigo y la cercanía necesarios para ganar una elección de gobernador del Estado-, como pretende la mujer que está al frente de una importante dependencia y ya está pensando en la siguiente. Por lo pronto Zoé Robledo, que ya no siente lo duro sino lo tupido –y vaya que lo tiene ganado por soberbio-, dio a conocer que el IMSS inició el proceso de rescisión administrativa con los Quintanilla, y de acuerdo al argumento dado, la empresa creada apenas en Agosto de 2019 incumplió con la presentación de la fianza y la entrega de los bienes, aunque más bien, se habría descubierto otra de las estercoladas que comienzan a emerger en la “incorruptible” Cuarta Transformación. En fin, como bien dice Mateo 7:15-20 “Los reconocerán por sus acciones”, o como al árbol podrido: “por sus frutos los conoceréis. OPINA [email protected]

Todos los derechos reservados. Este material no puede ser publicado, reescrito o distribuido sin autorización.

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.