En el caso del asesinato de María Elena Ferral se requieren pruebas, no supuestos; se requieren culpables, «no chivos expiatorios»

Ferral
María Elena Ferral FOTO: WEB

No la tienen fácil la Fiscalía General del Estado de Veracruz. Y no la tiene fácil porque en Veracruz no se busca a quien lo hizo, sino a quien lo pague. Y es que al parecer las pruebas en contra del periodista José Cárdenas son muy endebles. Por supuesto, el expediente se está formando, la investigación se está realizando. Pero para poder ordenar la aprehensión del periodista, acusado de participar en el asesinato de la también periodista María Elena Ferral, debieron tener pruebas sólidas, no sólo supuestos. El primer argumento para su detención, que trascendió a los medios, fue que María Elena Ferral había denunciado que José Cárdenas la iba a “poner” para que los delincuentes la asesinaran.

Esto significaría que José Cárdenas, conociendo los movimientos de la periodista, avisaría a los asesinos para que la encontraran en un punto determinado y ahí la ultimaran. Pero si María Elena Ferral hizo esa denuncia con anticipación (algo que se tendría que probar), ¿cómo es que estando en la notaría de Donaciano Cobos, mandó un mensaje a José Cárdenas para que la alcanzara en ese lugar? La esposa del periodista acusado tiene los mensajes que María Elena envió al teléfono de su esposo y ahí le dice dónde estaría.

Si, como trascendió, María Elena desconfiaba de José Cárdenas, ¿por qué ponerlo al tanto del lugar en que se encontraría? Lo que también pudiera suceder es que los encargados del ministerio público den una lectura contraria a los mensajes que envió Maria Elena Ferral y supongan que, al enviar su ubicación a José Cárdenas, pues de ahí deducen que el periodista la “puso” para que los criminales la asesinaran. Pero en un caso así se requieren pruebas, no supuestos; se requieren culpables, «no chivos expiatorios».

Todos los derechos reservados. Este material no puede ser publicado, reescrito o distribuido sin autorización.

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.