Beatriz Paredes Rangel, esa parte rancia del PRI que no quiere morir. A ella le debemos que Javier Duarte haya sido gobernador

Beatriz Paredes Rangel
Beatriz Paredes Rangel, esa parte rancia del PRI que no quiere morir. A ella le debemos que Javier Duarte haya sido gobernador FOTO: WEB
- en Carrusel, Opinión

Armando Ortiz / En la Historia Universal de la Infamia el escritor argentino, Jorge Luis Borges, nos demuestra que la acción bienintencionada de una persona puede desencadenar una serie de sucesos que al final terminan perjudicando a mucha gente. Beatriz Paredes defendió el supuesto triunfo de Javier Duarte en las elecciones de 2010. La diferencia en la elección contra Miguel Ángel Yunes fue de 79 mil 548 votos. Como presidenta nacional del PRI, Beatriz Paredes se aferró a un cuestionado triunfo y gracias a eso tuvimos a uno de los peores gobernadores de Veracruz.

La Paredes por supuesto, consciente de que Duarte le debía el triunfo, le pidió que pusiera a su amiga de cofradía, Leticia Perlasca, en la Secretaría de Turismo. Desde ese cargo la Perlasca se empoderó, al grado de que el gobernador le concedía todo lo que la señora le pidiera, hasta un edificio nuevo para sus oficinas. Al final, una vez descubierta la corrupción y el conflicto de intereses, Leticia Perlasca tuvo que renunciar. Ahora, 13 años después, Beatriz Paredes regresa para pedir el apoyo de los priistas, para que la impulsen a ser la candidata del Frente Amplio a la presidencia la México.

Habló Beatriz Paredes como lo que es, una gran tribuna: “Hay tradición magisterial en Veracruz; honor a la Benemérita Escuela Normal Veracruzana. Tenemos que respaldar a las instituciones de educación pública, apoyar al sistema educativo público sin manipular y respaldar la solicitud de los problemas desde la humilde escuela en zonas serranas hasta la tecnológica más sofisticada”. Pero ante el desgaste de su partido el discurso de la senadora priista ya está rancio. Tuvieron su oportunidad y la aprovecharon, pero para sí. Ahora regresan jurando que ahora sí, velarán por los intereses del pueblo. ¡Demasiado tarde!

A los de Movimiento Ciudadano ya los “chupó el diablo”. López Obrador dice que sus candidatos pueden competirle a Morena

Primero habría que recordar que el presidente López Obrador, en una de sus mañaneras, mostró una encuesta en la que sus candidatos aparecen como inalcanzables en contra de los aspirantes del frente Amplio, Xóchitl Gálvez y Santiago Creel. Por ello, violando las reglas del INE declaró: «¿Por qué no debemos preocuparnos, ni mucho menos caer en provocaciones? No tocarlos ni con el pétalo de una rosa, abrazarlos. No han podido detener el proceso de transformación y porque cada vez se les aleja más la posibilidad de regresar por sus fueros”.

Los aspirantes del Frente Amplio Opositor no tienen posibilidad, asegura el presidente, pero los de Movimiento Ciudadano sí. En una breve entrevista que le hicieron a su salida del hotel en Nuevo León le preguntaron al presidente sobre los aspirantes de Movimiento Ciudadano, Samuel García y Luis Donaldo Colosio: “¿Los ve para competirle a Morena?”. Entonces el presidente no dijo, como si lo hizo con Xóchitl Gálvez y con Santiago Creel, “Ah claro que sí, a todos, todos pueden, todos pueden. El que decide es el pueblo”.

Lo único que muestra el presidente López Obrador es la sincronía que existe entre su partido Morena y el partido de su lacayo Dante Delgado. Como dicen en el pueblo, con la complacencia que les tiene López Obrador, a los aspirantes de Movimiento Ciudadano ya los “chupó el diablo, el pobre diablo”.

Asesinan en Guerrero a José Guadalupe Fuentes Brito, tío de la pareja sentimental de gobernadora Evelyn Salgado; operador de Marcelo Ebrard

El presidente López Obrador insiste en su discurso de que en México no hay un narcoestado. Sin embargo, en entidades como Guerrero, los grupos del crimen organizado son capaces de movilizar comunidades enteras para que acudan a la capital, Chilpancingo, a protestar. Incluso, tienen a su alcance la vida de los empresarios, sin importar que sean cercanos a la gobernadora Evelyn Salgado o al propio Marcelo Ebrard. José Guadalupe Fuentes Brito, empresario de 49 años fue asesinado junto con su hijo de 20 años.

Este empresario inmobiliario era tío de Rubén Hernández Fuentes, pareja sentimental de Evelyn Salgado, quien le dio el cargo de coordinador general operativo de Gobierno. José Guadalupe Fuentes Brito había mostrado recientemente su adhesión a las aspiraciones presidenciales de Marcelo Ebrard; alguno ya lo consideraban su operador en Guerrero.

El mismo Marcelo, en un mensaje de Twitter, pidió justicia para su amigo: “Recibí la muy triste noticia del asesinato de nuestro compañero José Guadalupe Fuentes Brito y su hijo José Manuel. Su esposa quien viajaba con ellos también está herida. Demandamos a la Fiscalía del Estado intervenga de inmediato y este crimen, como todos los demás, sea esclarecido y los responsables llevados ante la justicia”.

Cosas de nuestros tiempos. A Adán Augusto un operador se le muere en un accidente aéreo. Ahora un operador de Ebrard es asesinado junto con su hijo.

Twitter: @aortiz52 @lbajopalabra

Todos los derechos reservados. Este material no puede ser publicado, reescrito o distribuido sin autorización.

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *