Hombre casado fallece en el hotel cuando apenas le iba a dar su noche buena a su amante; la otra se dio a la fuga

Hay un dicho que dice que para “morir sólo se requiere estar vivo”. Y es que realmente la muerte puede aparecer cuando menos nos la esperamos FOTO: ILUSTRATIVA
- en Internacionales, LBPNoticias

Hay un dicho que dice que para “morir sólo se requiere estar vivo”. Y es que realmente la muerte puede aparecer cuando menos nos la esperamos. Así como le ocurrió a un hombre casado de 54 años, pues este sujeto falleció cuando estaba en un hotel con su amante. De acuerdo a medios internacionales, este evento tuvo lugar en Paraguay. Resulta que el casado al fin le iba a dar su noche buena a la otra, cuando inesperadamente le dio un fulminante paro cardíaco.

Fueron jornaleros del hotel donde se encontraba este sujeto quienes se dieran cuenta del problema de salud del inquilino. Ellos al ver que el casado estaba desvanecido en el piso urgentemente localizaron una ambulancia. Desgraciadamente, este hombre murió llegando al nosocomio.

A medianoche la esposa marcó al teléfono de la víctima y le explicamos todo que había pasado”, comenta uno de los trabajadores del hotel al diario El Clarín. La esposa de este cornudo tuvo que ir al hospital para reconocer el cadáver de su pareja. La amante, por su parte, se dio a la fuga.

Todos los derechos reservados. Este material no puede ser publicado, reescrito o distribuido sin autorización.

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *