¿Y usted, ya compró su cachito?

Avión
Andrés Manuel López Obrador y el gran fraude de la rifa del Avión Presidencial FOTO: WEB
- en Opinión

Arturo Reyes Isidoro / Si la venta de boletos de la rifa del avión presidencial (sin avión presidencial) se toma como un parámetro para medir el poder de convocatoria del presidente Andrés Manuel López Obrador, a ya casi dos años de que asumió el poder, sin duda está muy lejos del imán que tuvo y que atrajo a 30 millones de mexicanos que votaron por él en las urnas.

En el triste papel de vendedor de cachitos de la Lotería Nacional (LN) en el que está convertido, ayer mostró un video que grabó arriba de la nave (había dicho en forma reiterada que no se subiría) promoviendo la rifa.

Y es que resulta que, a veintiún días del sorteo, de 6 millones de boletos que sacaron a la venta, Ernesto Prieto, director de la LN informó que hasta el 11 de agosto solo habían vendido 2 millones 24 mil, apenas el 33%. La venta se inició el 9 de marzo y cada cachito cuesta 500 pesos.

Lo grotesco es que se promueve como rifa del avión presidencial, pero no se entregará el avión, es decir, se rifa, pero no se rifa, sino que solo están previstos 100 premios de 20 millones de pesos cada uno, lo que en su momento provocó hilaridad en prácticamente todo el mundo incluso de gobernantes extranjeros.

¿Dónde están aquellos que se rasgan las vestiduras por él? Como dice el dicho, obras son amores y no buenas razones. Casi el 70% lo ha dejado solo. Me extraña que, por ejemplo, don Eric Cisneros (lo pongo como ejemplo porque le entra a todo y es mil usos –escritor, jardinero, vocero de la Fiscalía, supervisor de obras de la SIOP, promotor de las secretarías de Turismo y de Salud, etc., y como dice Manuel Rosete Chávez, en sus horas libres secretario de Gobierno–); me extraña que no se haya puesto a vender cachitos los sábados y domingos en la calle Enríquez del centro histórico de Xalapa. La causa es la causa.

¿Usted se anima y le entra a la rifa?

Volviendo a los porcentajes, ¿y si se traducen en votos el próximo 6 de junio?

Ahora le toca el turno a la pala

“Nosotros atendemos todas las tareas. Pero entiendo que algunos no conocen ni los machetes, menos una escoba, les da pena. Nosotros somos pueblo organizado, como dice el Presidente, y en esa tarea no nos da pena agarrar un machete, un martillo o una desbrozadora”, dijo el sábado pasado el secretario de Gobierno, Eric Cisneros.

Su cacayaca (balandronada, fanfarronada, recriminación, de acuerdo al Vocabulario esencial mexicano de César Macazaga y Ordoño) fue en respuesta a la crítica que recibió por andar cortando maleza en áreas públicas de Xalapa en lugar de dedicarse a atender su cargo para tratar de resolver los múltiples problemas del Estado.

Pero esa es la concepción que tiene de cogobernar y si así es feliz se debe seguir de largo y ahora demostrar que también sabe agarrar una pala e irse a auxiliar a tanto damnificado por las lluvias, a limpiar lo poco que les ha quedado, pues hasta ahora por ningún lado se ha visto a nadie de los picudos de las cuatro T llevando siquiera un mensaje de aliento a los cientos de damnificados que sufren, ahora por las inundaciones.

Le sobra dinero a Hipólito

¡Chin! Apenas el gobierno cuitlahuista eliminó el último vestigio –creo que era el último– de la administración municipal de Elizabeth Morales García borrando un mural que había dejado en el tunelcito abajo del parque Juárez, blanqueándolo, ya el alcalde Hipólito Rodríguez Herrero anunció ¡que pintarán otro!

Cuando hay tantas carencias, tantos problemas que enfrentar en Xalapa, cuanto hacen falta recursos para auxiliar con apoyos a decenas de damnificados por las lluvias en la capital del Estado, cuando hay crisis económica y mucho desempleo y el dinero se debe optimizar, ser bien administrado y canalizado a obras y acciones verdaderamente sentidas, don Hipólito hará lo mismo que los priistas.

El gobernador Cuitláhuac García Jiménez siempre ha presumido su honestidad y tal vez quiso que el blanco del “viaductito” con el que lo mandó pintar la reflejara, pero don Hipólito se ve que le sobra el dinero y que no tiene en qué gastarlo y vuelve con otro mural.

El dinero que se destine a la obra prácticamente será tirado porque dentro de quince meses, cuando lo sustituya David Velasco Chedraui, este seguramente mandará borrarlo. Señor alcalde, el dinero es de todos los xalapeños que lo pagan con sus impuestos, dedíquelo a una buena causa, al menos que esa sea la obra buena de su cuatrienio.

Educación; se acentúa la desigualdad

Por ejemplo, maestro Hipólito, mejor dedique ese dinero a comprar aparatos de televisión y regálelas a los niños que no pudieron iniciar clases ayer porque no tienen debido a su pobreza.

Duele que las circunstancias hayan obligado a la nueva modalidad porque se acentuará la desigualdad entre los que tienen y pueden y los que no. Hay miles, millones de niños y jóvenes en el país que seguirán en el atraso porque no tienen los recursos (a muchos ni les llega la señal) para seguir preparándose.

El gobierno federal a través de la Secretaría de Bienestar debió instrumentar un programa emergente para repartir mejor televisiones a niños y jóvenes que las requieran; la educación, su formación escolar, no el dinero en efectivo que se entrega a manera de apoyos, es lo que sacará de la pobreza y de la desigualdad a la población en desventaja.

Reforma electoral; los amparos

Seguramente en la Secretaría de Finanzas toman las previsiones necesarias por si la Suprema Corte de Justicia de la Nación revierte la Reforma Electoral del 12 de mayo.

Una nota de Isabel Ortega, de la agencia de noticias AVC, informa que la Corte dio entrada a ocho acciones de inconstitucionalidad presentadas por los partidos políticos de oposición.

Cuando uno habla con sus dirigentes, se muestran seguros que se les dará la razón porque, por ejemplo, argumentan que no es procedente que a partir de este mes les estén recortado sus partidas a la mitad cuando el presupuesto lo aprobó la propia Legislatura para todo el año actual y la ley no puede ser retroactiva.

Consideran que en todo caso, si se mantiene la Reforma, ese recorte procedería a partir del nuevo presupuesto, el de 2021. Si la SCJN le echa para atrás, entonces el dinero que les están reteniendo tendrán que devolvérseles, en una de esas hasta con intereses.

Por el lado práctico, el proceso electoral local iniciará en noviembre, como estaba fijado originalmente, y no en enero. Por ahora, la entrada a los amparos deja la pelota en el aire.

No salen de una y ya se meten en otra

Empieza a generar polémica que el Gobierno de la Ciudad de México haya sustituido el águila del escudo nacional en los adornos con motivo de las Fiestas Patrias, por otra águila que identifica los actos de Morena y del presidente Andrés Manuel López Obrador.

El partidizar los festejos les va a costar otra lluvia de críticas, pero se ve que ya no tienen remedio. Ahora sí, pero qué necesidad. A ver con qué nos salen en Xalapa.

Todos los derechos reservados. Este material no puede ser publicado, reescrito o distribuido sin autorización.

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.