“Perdóname”

Perdóname
Perdón, Perdonar, Perdóname FOTO: WEB
- en Opinión

Édgar Landa Hernández / Se me vino a la mente una pequeña estrofa de una melodía que hiciera famosa allá por los 80s, el cantautor español Camilo Sesto, y les comparto un breve verso:

-Perdóname
Si pido más de lo que puedo dar
Si grito cuando yo debo callar
Si huyo cuando tú me necesitas más-.

Y haciendo alusión a esta pequeña estrofa, ¿por qué  a las personas se nos hace tan difícil perdonar? ¿Por qué nos cuesta tanto doblegar nuestro ego y orgullo y nos quedamos con esa espinita clavada?, pero decidimos no dar nuestro brazo a torcer y no somos capaces de perdonar, incluso a nosotros mismos.

Decirlo es fácil, “perdón” palabra que consta de dos sílabas, pero en la acción es más complicada efectuarla y sobre todo cuando nos mantenemos en una forma engreída y como se dice vulgarmente decimos, ¡aquí sólo mis chicharrones truenan!.

El perdonar ennoblece y sobre todo se deshace uno de un sobre peso que no nos deja recorrer nuestro camino de una forma ligera.  Perdonar es encontrar los motivos para reivindicar las malas acciones y con el perdón llega la claridad y sobre todo de nuevo se posa uno sobre las alas de la libertad.

Claro que perdonar es todo un proceso, mientras no se perdone a uno mismo, no se podrá dar este gran salto.

Les comparto una breve, pero sustancial forma de adquirir el perdón, tomada de la filosofía SEI CHO NO IE. Ojala y les funcione como me ha funcionado a mí.

Yo te perdono y tú también me perdonas, porque tú y yo somos uno solo ante Dios. Yo te amo y tú también me amas, porque tú y yo somos uno solo ante Dios. Yo te agradezco y tú también me agradeces, muchas gracias. Muchas gracias. Muchas gracias. Entre tú y yo ya no existe ningún resentimiento, oro sinceramente por tu felicidad. Si Dios te perdona yo también te perdono. Dios ya perdonó todos mis errores y me acoge con su inmenso».

Todos los derechos reservados. Este material no puede ser publicado, reescrito o distribuido sin autorización.

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.