Antes de la tragedia en ducto de gasolina de Hidalgo, Ejército y Policía Federal sólo miraban y miraban

Ejército
En uno de los videos que circulan en las redes se advierte que elementos de la Policía Federal y del Ejército contemplan cómo los huachicoleros llenan sus bidones de gasolina FOTO: TWITTER

Horas antes de la explosión centenas de personas de San Primitivo en la comunidad de Tlahuelilpan, Hidalgo, llegaron a la toma clandestina de gasolina con sus cubetas, garrafas y bidones. En uno de los videos que circulan en las redes se advierte que elementos de la Policía Federal y del Ejército contemplan cómo los huachicoleros llenan sus bidones de gasolina. No se sabe si la orden es no intervenir para evitar algún disturbio, pero el caso es que no estaban haciendo nada más que contemplar.

En el mismo video se oye a una persona exhortando a unas señoras para que se lleven a sus niños de ahí; y es que las señoras llegaron con sus niños. El caso es que por omisos o complacientes, Ejército y Policía Federal son partícipes de la tragedia que ocurrió a los pobladores de Hidalgo.

Cierto que muchas personas dirán que los que sufrieron la tragedia se lo buscaron, pero la autoridad no sólo está para sancionar cuando un crimen se comete, sino también para prevenir que un delito o una tragedia ocurran. Y en este caso, las autoridades sólo miraron, miraron, miraron hasta que una chispa provocó la explosión y el incendio.

Todos los derechos reservados. Este material no puede ser publicado, reescrito o distribuido sin autorización.

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.