Yunes y Winckler, exhibidos

Winckler
Miguel Ángel Yunes Linares y Jorge Winckler Ortiz FOTO: FACEBOOK
- en Opinión

Filiberto Vargas Rodríguez / 

Prefacio.

El abogado penalista Tomás Mundo Arriasa habló este miércoles, en entrevista televisada del portal Al Calor Político, del “Programa Inocencia”, mediante el cual al menos 50 mujeres tendrán la oportunidad de recuperar su libertad. *** La asociación “Mujeres Transformando Vidas” y la Universidad de Xalapa (UX) analizarán los 50 casos, de mujeres que están sujetas a proceso o sentenciadas por homicidio calificado de su pareja y que permanecen privadas de su libertad. *** “La posibilidad es demostrar que las sentenciadas presentan el Síndrome de la Mujer Maltratada, esto es, que permanecían subyugadas a violencia por parte del cónyuge o incluso, de alguna figura masculina”, explicó Tomás Mundo. *** Aunque enfrenten proceso por homicidio, en muchos de los casos, las mujeres prefieren la cárcel a seguir sufriendo maltrato en el hogar. Esto, además, hace evidente que el Estado no otorga las condiciones mínimas de protección. *** Sin duda una iniciativa que cubre un grave vacío de la justicia mexicana.

* * *

Como se había anticipado: Las liberaciones se dieron en cascada. Los exfuncionarios del gobierno de Javier Duarte han dejado la cárcel, pero no han sido declarados inocentes. Deberán seguir sus procesos desde la libertad.

Mauricio Audirac, Francisco Valencia y Arturo Bermúdez abandonaron el penal de Pacho Viejo, luego de obtener el beneficio de la justicia federal, que ordenó a la juez de control (en todos los casos Alma Aleida Sosa) retirarles la medida cautelar de la prisión.

Un prestigiado jurista veracruzano explicó:

Todos los que están saliendo lo han conseguido con amparos “de segunda vuelta”, esto es, primero recurrieron al amparo para efectos, con su respectiva revisión con firma colegiada. Mandan a ejecutar ese amparo, pero la juez reitera el acto reclamado. Contra esa nueva resolución van al segundo amparo, que entra al fondo, lo concede y en revisión el colegiado lo confirma. Una vez que causa ejecutoria ese amparo, ahora la instrucción a la juez de control es que los deje en libertad.

En opinión de este abogado, es errónea la percepción de que la juez cambió su criterio porque ya se registró el cambio de gobierno. Lo que sucede es que en este nuevo recurso ya no se le dejó margen para interpretar la resolución. La instrucción fue clara: que los dejara en libertad.

El fiscal Jorge Winckler, sin argumentos para defender su nefasto desempeño, optó por la salida más socorrida por el Ministerio Público: “La culpa es de los jueces y de los nuevos criterios jurisdiccionales”.

La respuesta del Poder Judicial fue contundente: “Los fiscales fueron ineptos y fueron superados ampliamente por la defensa. Insistieron en pedir la prisión preventiva oficiosa, a pesar de que ya un Tribunal Colegiado decidió que no era así. Tampoco aportaron medios probatorios para proponer una variación en la medida cautelar de prisión necesaria, no oficiosa. Y, finalmente, no aportaron documental alguna para demostrar que existía riesgo de fuga”.

Una vez que se conoció la liberación, este miércoles, del exsecretario de Seguridad Pública, se soltó una campaña en redes sociales para cuestionar al actual gobierno, asumiendo que estos beneficios se habrían obtenido a partir de la llegada de Cuitláhuac García.

La respuesta oficial fue oportuna y contundente: El propio Cuitláhuac García salió a señalar directamente a Miguel Ángel Yunes Linares y a Jorge Winckler, de negociar con los exfuncionarios del gobierno de Javier Duarte la posibilidad de que obtuvieran la libertad, sembrando inconsistencias en las carpetas de investigación que podrían ser aprovechadas en las instancias federales.

No sólo eso. También sugirió que el Poder Judicial pudiera estar coludido y, por lo mismo, decidió no asistir al desayuno que el Presidente del Tribunal Superior de Justicia, Edel Álvarez Peña, le había organizado para el próximo sábado, “hasta que se aclare este asunto”.

Y mientras todo esto sucede, este jueves en el Congreso local, en la sesión ordinaria, se habrá de tratar el tema de la remoción de Jorge Winckler… aunque quizá ya no haga falta.

Hay quien dice que el abogado de la familia Yunes ya tendría lista su renuncia.

Tic, tac, tic, tac

* * *

Epílogo.

Desde su domicilio, donde se mantiene en prisión, Juan Antonio Nemi Dib denunció que el Fiscal Jorge Winckler le prepara una nueva carpeta de investigación, como represalia por haber denunciado las irregularidades que habían cometido en su contra y por haberse negado a participar en las historias que inventaron. *** “Todo ello, porque reiteradamente me negué a conceder una declaración judicial con carácter de prueba anticipada, de hechos que no me constan y ni si quiera sé si ocurrieron, contra Javier Duarte de Ochoa y Karime Macías Tubilla. Jamás consentí tal prueba anticipada”, explicó el exsecretario de Salud. *** “En mi declaración responsabilicé directamente a Jorge Winckler de las aberraciones judiciales de las que he sido objeto, de las golpizas y de muchas acciones que evidentemente él ha prohijado y consentido, como filtrar ilegalmente datos de las carpetas de investigación, publicar imágenes y datos míos divulgados por su oficina de prensa y obviamente prohibidos por la ley, destruir brutalmente el principio de presunción de inocencia, propiciar mi linchamiento público, presentar pruebas y testigos falsos, tenerme preso por delitos que no ameritan prisión, además de que no los cometí y, sobre todo, proteger a los verdaderos responsables de la corrupción, fabricándome a mí averiguaciones falsas y manipuladas”, denunció este ejemplar servidor público, que ha pasado por un infierno y ahora busca reivindicar su nombre. *** Muy pronto tendrá justicia.

Todos los derechos reservados. Este material no puede ser publicado, reescrito o distribuido sin autorización.

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.