Verbachirrisca de sábado 14 de abril

Zaida
Zaida Lladó Castillo FOTO: WEB
- en Opinión

Antonio Trujillo y Perdomo / Zaida se fue pero re´bien peída de la priista Fundación Colocho, tiró el arpa con todo y estuche, la misma Fundación tricolor que regenteaba hasta el momento en ser detenida la madama Gina, quien disfruta de un retiro involuntario en la cárcel de Pacho Viejo. Dice Zaida que aunque ya renunció al nombramiento del PRI ella siegue siendo priista hasta el final de los tiempos y nos pasa el tip de que la oficina onde despachaba es de ella porque su lana le cuesta mensualmente el pago de renta, como quien dice Capulinita Úñiga el meromero del PRI estatal no le daba lana para los gastos ¿se los clavaría? paaaasuuuuuu.

La molestia de la renunciada es porque Hétor Yu está agarrando de bajada y de maje a Pepe el peroteño, que el choleño ya se agandalló de candidaturas pa´diputeybols  federicos y locatarios, que el Hétor se portó muy ogt con la gente que sí quiere al partido con los que sí se han partido el lomo defendiendo y chambeando por el tricolor, pero como Hétor es cábula ya se comió al peroteño y logró espacio pa´el y su hija Andrea Lu para que les toque güeso, no le aunque Pepe pierda la elección por causa de esos pránganas priistas, vividores que desbarataron al PRI desde la época del Cartel de Palacio con sus patrones La Nau y el Javi

Matanga dijo la changa y clavelinas quedaron las tacas de la bodega de Córdoba, bodegón retacado de pinturas, en una de ellas de metro y medio de alto por dos cincuenta de ancho, dicen que ahí es onde posa un angelito gordito, güerito, posa como Dios lo trajo al Mundo peladito como rana, querubín pero con dos alitas de plumas de Cisne blanco –ya pintaba desde chiquito-, ¿será?

Pa´mi que me chorearon los cargadores de los miles de artículos que allí encerraba la tal Kari y el Javis, tienen síndrome de acumuladores ambos dos, acumulaban cajas de güevo rellenas de billetes, títulos escolares, juguetes de niño y de adulto, proyectores de cine, carritos de golf (o), libretas de merezco abundancia, y dicen que el gordis guardaba en esa bodega como recuerdo especial una bicicleta vieja y un canasto de mimbre muy sudado pa´repartir pan, vaya usté a saber por cuáles tristes recuerdos.

El caso es que un juez dijo que tocho eso pasa a propiedad del Gobierno de Veracruz porque nadien reclamó los trikes y fueron abandonados, yo creo los van a subastar para hacer el monumento a la estulticia, vanidad, jijueputez y cinismo de un gobernador y su consorte…¡

Por Dios, paren el Mundo que me quiero bajar! La neta de las netas, sin choros, la candidata a diputada local por Amozoc, Puebla,  Leticia Ramos Amaro fue apañada por la PGR en las oficina estatales del  PRD en la capital poblana por posesión de cocaína y mota achicalada con fines de venta, se chismeó entre la flota que la ñora tiraba perico y yerba pa´completar un billete  pa´su campaña electoral, porque  los perredistas pipopes  son muy marros –igualitos que en Veracruz- y con eso acabalaba también  el gasto porque su pareja es güeva el bato, hacía negocito antes de que le empezaran a pagar dieta legislativa en la Cámara de dipus camotera, porque ella créiba iba a ganar. ¿Cuántos otros candidatos en el país estarán haciendo los mismos bisnes o más gruexos? Ya se perdió la moral, el árbol que da moras…

Que a la perredista Copete Zapot, nomás se le chamuscó el copete en el  voltión y chamusquina que se dio su troka enfrente de la loca Academia de Polecía El Lencero,  que fue puro susto por andar de pisa y corre y corrigiendo las listas de pluris negroamarillo; el vaquero galáctico de Angel R. Cabada no sabía si entristecer o regocijarse, en fin….

Si me matan de hambre, me muero de risa juar juar juar.

Todos los derechos reservados. Este material no puede ser publicado, reescrito o distribuido sin autorización.

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.