‘Lo que el viento se llevó’, filme favorito de los priistas

PRI
PRI, escudo FOTO: SAÚL LÓPEZ /CUARTOSCURO.COM

Se acuerda usted que antes las elecciones siempre eran ganadas por el PRI; por lo regular se usaban términos como carro completo, la aplanadora y otros más. Los candidatos se peleaban con uñas y dientes cualquier puesto de elección popular, su nominación era garantía de triunfo. Hoy sólo el recuerdo les queda, la trepidante y lapidaria administración de Javier Duarte ha venido a sepultar cualquier pretensión de los candidatos priistas.

Los nombres de Fidel Herrera y de Javier Duarte en Veracruz son sinónimo de corrupción y podredumbre gubernamental. La sociedad veracruzana los relaciona de manera inmediata con el tricolor. Los priistas se dan ánimos, saben que la tienen difícil, sin embargo, hay algo que sólo los priistas tienen de sobra y eso es el hambre insaciable por el poder, un hambre que los mantiene muy unidos.

Ya lo han probado, lo han saboreado y esta estirpe sabe que cualquier capricho se puede cumplir si llegan a estar en la «plenitud del pinche poder» y si alguien lo duda ahí está ese monumento viviente llamado Fidel Herrera.

Hoy sólo unos cuantos priistas cuentan con un capital político que pudiera levantar el ánimo de las huestes priistas, desde luego no es Héctor Yunes, nos referimos a Pepe Yunes y su pupilo político Américo Zúñiga, y sin hacer menos al empresario Ricardo Ahued, seria pretencioso decirlo, pero si el PRI, quiere recuperar un poco sus fueros, tiene que voltear a ver detenidamente estos personajes, o seguirán en el recuerdo de Lo que el viento se llevó.

Todos los derechos reservados. Este material no puede ser publicado, reescrito o distribuido sin autorización.

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.