Tapaboca de Gordillo a AMLO: mejor póngase a trabajar

Gordillo
Andrés Manuel López Obrador; Elba Esther Gordillo FOTO: WEB
- en Opinión
*Presidente tapadera de funcionaria del Issste y de Encinas
*Opta atacar a otros que resolver conflictos internos de 4T

Carlos Jesús Rodríguez Rodríguez / VAYA TAPABOCA el que acaba de propinar la polémica profesora Elba Esther Gordillo Morales al Presidente Andrés Manuel López Obrador que en su voracidad de dañar arrasa parejo a los externos, aunque solo de habladas sin actuar por la vía legal, como debería ser, salvo que se trate de doblar a adversario para que hagan su santa voluntad como en el caso de Alejandro Moreno Cárdenas. Y es que AMLO, en aras de tapar las trapacerías que se viven actualmente en el Instituto de Seguridad y Servicios Sociales para los Trabajadores del Estado, se le fue a la yugular a la maestra chiapaneca cuando una reportera le cuestionó que hay un registro en torno a que en algunos hospitales que tienen que ver con el Issste, hubo una especie de pausa de ciertos servicios, entre otros, rayos X y todo lo que tiene que ver con imagen médica, y que en algún momento se ha atribuido también a la aprobación, a la autorización en todo caso de una adjudicación directa, de un contrato que se dio por parte de Almendra Ortiz Genis, quien era integrante de su Ayudantía y que ahora es directora normativa de Administración y Finanzas del Issste. De hecho, le recordó la comunicadora, “ya que ha mencionado usted en varias ocasiones como quedó el Issste, como un cascaron, y lo ha mencionado usted”, el propio director general Pedro Zenteno ha reconocido que hubo irregularidades en la adjudicación directa de ese contrato y que, de hecho, hay incumplimientos. Un contrato que asciende a más de 100 millones de pesos y que de alguna manera el problema aquí es que se ha dejado varado a muchos de los pacientes con ese tipo de servicios. La pregunta por supuesto atañe a funcionarios de la Cuarta Transformación, esto es, a su Gobierno, pero AMLO que critica todo hacia afuera pero solapa a los de casa respondió: “El Issste era un botín (¿era o sigue siendo?). Acuérdense que cuando se hace el fraude para imponer al (Felipe) Calderón, le ayuda en el fraude la maestra Elba Esther; y en pago, Calderón, que es un demócrata, finísima persona, en pago, Calderón nombra subsecretario de Educación Básica al yerno de la maestra Elba Esther. Educación básica es preescolar, primaria y secundaria de la SEP. Y como en ese entonces el brazo derecho de la maestra era (Miguel Ángel) Yunes (Linares), a él le toca el Issste. Entonces, ya se imaginan todo lo demás. Entonces, estamos limpiando el Issste. Y hay muchos intereses, por lo mismo”.

LA AZORADA reportera se quedó con cara de ¿what? pero volvió a insistir en que el tema al que se refería competía a su Gobierno, que la adjudicación directa del contrato que mencionaba era en su administración y que, de hecho, hay incumplimientos, a lo que el Presidente respondió: “No, no, no, es el proceso de limpia del Issste que genera reacciones, como las reacciones que generaba el haberles quitado los contratos a quienes vendían 100 mil millones de pesos de medicinas al gobierno sin ser productores, sin tener laboratorios, sólo porque eran políticos con influencias”, y de esa manera tapó o exculpó a la ex integrante de su ayudantía, ahora flamante funcionaria del Issste pese a que el propio director general (actual) la acusa de anomalías que el titular del Ejecutivo Federal prefiere ignorar, como cuando exculpa al subsecretario de Gobernación, Alejandro Encinas respecto al informe que dio de los 43 de Ayotzinapa, con una serie de inconsistencias que han sido criticadas, pero que el mandatario dice que su colaborador es incapaz de mentir.

PUES BIEN, ante tanta cerrazón y encubrimiento, la maestra Elba Esther Gordillo no espero por la respuesta, y sin alterarse le recomendó al Presidente ponerse a trabajar en lugar de buscar excusas en el pasado y culpar a los “conservadores” (a propósito de los documentos sustraídos por el grupo de Hacker conocidos como Guacamaya, en los que ilustran que AMLO, luego de su reunión con el gabinete de seguridad, a las 6:00 de la mañana y de su mañanera donde despotrica contra todo y todos) no hace nada, ya que su agenda está tácitamente vacía. Gordillo, la ex lideresa del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación que pasó varios años de prisión durante el sexenio de Enrique Peña Nieto, reapareció a través de redes sociales y se lanzó contra López Obrador a quien dijo: “La forma más difícil de evadir los fracasos del presente es buscar —e inventar— excusas en el pasado. Con todo respecto, señor Presidente López Obrador, deje de buscar culpables en los ‘conservadores’ y trabaje seriamente en resolver los graves problemas que tiene nuestro país”, redactó.

QUIEN FUERA considerada como una de las mujeres más poderosas de México, luego de presidir el sindicato más grande de América Latina por casi un cuarto de siglo, en la actualidad ha aparecido de manera paulatina al haber concedido varias entrevistas a distintos medios en donde se ha lanzado contra el gobierno de López Obrador, pues incluso reveló sentirse arrepentida de apoyar en el pasado electoralmente al actual presidente. “Sus adjetivos hoy ya no me ofenden, porque es corrupto, también él miente. Es corrupto el que no ejerce el poder en servicio de los demás, es corrupto, el que solapa a su familia en ilícitos, pero sobre todo cuando los valores y los principios a los que se comprometió uno, no los cumple, es corrupto”, dijo a finales de septiembre durante una entrevista con Carlos Loret de Mola, mientras que a través de su cuenta de Twitter, por aquellos días dio a conocer que ella nunca se fue de la política mexicana. “Muchos se preguntan el motivo de mi regreso. La realidad es que nunca me fui, mis convicciones siempre han sido las mismas, nunca han sido negociables y seguiré firme por ellas”.

GORDILLO MORALES quien exhorta a AMLO a dejar de culpar a ‘conservadores’ y ponerse a trabajar, evitando inventar excusas en el pasado para justificar sus fracasos del presente, dice, sin embargo, tener su corcholata favorita: “No le hago a la bolita mágica, no me gustaría; no, porque si yo digo un nombre que es el que creo, a lo mejor en lugar de hacerle un bien le hago un mal (…) Yo creo que sería el mejor candidato en todos lados, lo puedo decir: Marcelo”, y respecto a las otras “corcholatas”, la exdiputada federal expresó que a Claudia Sheinbaum no la conoce, mientras que Adán Augusto López “es un caballero” (¿?) que hace bien su trabajo. En tanto, a Ricardo Monreal aseguró conocerlo al tiempo que le auguró “pocas posibilidades”. En fin, una aliada que pudo haber tenido la Cuarta Transformación para el 2024, como la tuvo en el 2018 AMLO prefiere alejarse del Presidente ante la diatriba que vomita a diario creyéndose él, y solo él y nada más que él, el dueño de la verdad absoluta de este País. Así las cosas. OPINA [email protected]

Todos los derechos reservados. Este material no puede ser publicado, reescrito o distribuido sin autorización.

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.