Los testigos VIP de la Cuarta Transformación. Emilio Lozoya es captado en lujoso restaurante en Lomas de Reforma

Testigos
Emilio Lozoya es captado en lujoso restaurante en Lomas de Reforma FOTO: WEB

Rosario Robles no lo entendió. A la Cuarta Transformación no le interesaba su lealtad a Peña Nieto o su moral. La 4T lo que quiere es una caterva de soplones que le brinden información para que la pueda utilizar discrecionalmente; no para hacer justicia, eso es lo de menos, sino para mantener cautivos a sus electores haciéndoles creer que con ellos ya no habrá corrupción. Emilio Lozoya pasó de ser un saqueador de Pemex, un corrupto confeso, a un testigo de lujo del gobierno de Andrés Manuel López Obrador. No dejaron que pusiera un pie en la cárcel.

De inmediato le concedieron el arresto domiciliario y ahora hasta lo dejan salir a donde él quiera, incluso a un restaurante de lujo a disfrutar una cena con cargo al erario púbico. Lourdes Mendoza, columnista de El Financiero publicó fotos de Emilio Lozoya, exdirector de Pemex: «Aún con brazalete el criminal confeso, Emilio Lozoya, se da la gran vida, Hunan de las Lomas, obvio, gracias a la protección de la Fiscalía General de la República. Además, le miente al juez de lo civil diciendo que está arraigado!!!!».

Nos queda claro, lo que menos le importa al presidente López Obrador es acabar con la corrupción, lo que a él le interesa es batirse en ella.

Todos los derechos reservados. Este material no puede ser publicado, reescrito o distribuido sin autorización.

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.