El auténtico padrino de Eric Patrocinio

Cisneros
Éric Patrocinio Cisneros Burgos FOTO: WEB
*Ricardo Ahued no impuso condiciones
*Pepe Yunes desdeña pluri; va por votos

Carlos Jesús Rodríguez Rodríguez / NO SE hagan bolas. Ricardo Ahued Bardahuil no puso condiciones para ser candidato de MoReNa a la alcaldía de Xalapa, porque todo mundo sabe que el empresario y senador suele ser congruente con sus posturas en el ejercicio del poder, y de antemano en la cúpula Estatal y Federal saben que jamás estaría de acuerdo en que le impongan un suplente a modo, y menos si se pretende que esta sea Dorheny García Cayetano, a quien le atribuyen cierto parentesco político con el Gobernador Cuitláhuac García Jiménez, pero si hubiera empeño en ello, simple y llanamente no aceptaría la postulación. Lo cierto es que al legislador si lo invitaron desde Palacio de Gobierno a ser el abanderado del Movimiento de Regeneración Nacional tras una análisis a las encuestas donde las aspirantes que se decían posicionadas, a la que más le daban era cuatro puntos en la aceptación ciudadana, mientras que Ahued Bardahuil está tres a uno contra quien le pongan, así sea Sergio “el bailador” Hernández aun cuando fuera abanderado por la alianza PRI, PAN, PRD que finalmente no se concretó, y en ese tenor, mientras el PRI sigue insistiendo a David Velasco Chedraui, el PRD de plano registró a Cuauhtémoc Velázquez. De hecho, Ricardo propuso que el abanderado fuera el Senador suplente Ernesto Pérez Astorga con todo su respaldo, pero de Palacio le pidieron que fuera él, que tendría todo el apoyo como alcalde, que Xalapa sería ejemplo de una capital desarrollada, y finalmente el empresario aceptó a regañadientes, sabedor que el siguientes punto sería informarle al Presidente Andrés Manuel López Obrador que no había aceptado, y una orden de semejante envergadura no la aguanta nadie.

PERO AHUED no puso condiciones porque lo conocen de antemano, y su nominación es un golpe al hígado al desaseado delegado de programas Federales que no le llega ni a los talones al Senador, ex diputado y ex alcalde, aun cuando en 2016 indicó que no lo invitarían a MoReNa y si lo hicieran sería para que limpiara los baños, aunque al parecer aún siguen sin ser limpiados dado el aspecto desaliñado del funcionario que sueña ser Gobernador. Ricardo Ahued, por lo tanto, será quien designe a su suplente y a quien será la síndica y, por supuesto la o él tesorero y los cargos más importantes sin aceptar imposiciones cupulares, y menos si provienen del Secretario de Gobierno, Eric Patrocinio Cisneros Burgos que aunque sigue trabajando para Rocío Nahle García, también tiene su corazoncito para el 2024.

POR CIERTO, no dicen que más allá de la Secretaria de Energía, quien realmente apoya al llamado “Bola Ocho” es José Luis Peña, esposo de la funcionaria con quienes suele irse frecuentemente de parranda. Peña, un ingeniero mecánico que llegó a ser subjefe de Mantenimiento en el Complejo Petroquímico Pajarito, en Coatzacoalcos, es quien realmente manda y diseña las aspiraciones de su mujer rumbo a la Gubernatura pero, también, con miras a la Presidencia (ya que en el poder se pierde el piso y la ubicuidad), y quien se encarga de los negocios de los que Nahle no podría ocuparse dada su función al frente de una de las dependencias más importantes del Gobierno Federal.

BASTA CONSULTAR las páginas de la investigación “Abusos marcan a Rocío Nhale”, de la revista Eje Central de Mayo de 2019, en donde se comenta que aunque la titular con lujo de detalle enumeraba nombres, apellidos y números de los contratos malhabidos de Petróleos Mexicanos, fue protagonista de uno de esos ilícitos que solía denunciar. Y es que a finales del 2012, en el sexenio de Felipe Calderón, su esposo José Luis Peña ganó notoriedad en el círculo de los ingenieros jubilados de Pemex, pues durante un año y medio estuvo “viviendo” en el Hotel del Prado, con desayunos, comida, cenas y viáticos que en ese entonces superaban los 150 mil pesos mensuales. El inmueble que se encontraba en avenida Marina Nacional 399, a dos cuadras de Torre Pemex, dice el reportaje, hospedaba a trabajadores de la compañía mexicana que tenían que viajar unos días a la Ciudad de México. Pero el ingeniero Peña prácticamente vivía ahí. Cuenta el abogado, Rogelio Martínez, fundador de Morena en Veracruz y amigo cercano a la familia Peña Nahle, que José Luis Peña fue jubilado después de laborar más de 33 años en el complejo Petroquímico de Pajaritos, con un nivel de 33, es decir no tenía bonos, ni prestaciones. Sin embargo, gracias a la intervención de Nahle, su esposo fue reinstalado en la empresa, y lo comisionaron durante 18 meses en las oficinas centrales, la cual incluía viáticos, comida y transporte para viajar a la CDMX. Por segunda vez fue jubilado, pero esta ocasión con ingresos que superaban los 120 mil pesos con bonos y prestaciones. Según Eje Central, el esposo de Nahle era muy dado a pedir dinero de forma clandestina, por lo que la contraloría le hizo cinco investigaciones. La última, sería llevada a investigación a la capital de México. Esto causó la ansiedad del hombre quien tomó algunas pastillas y se encerró en su auto. “Esa noche Rocío me habló por teléfono y me suplicó que fuera a ayudarlos, porque decía que yo era el único que podía evitar que se hiciera daño”, dijo Rogelio. El marido de Nahle estuvo internado una semana con tratamiento médico y psiquiátrico.

COMO FUERA, Peña es el “padrino” (que no lo lea la DEA) de Eric Patrocinio, quien a regañadientes sigue trabajando para Roció Nahle, porque él también tiene su corazoncito y desea estar entre los precandidatos al 2024, solo que su actitud ya le valieron denuncias ante la Secretaría de Gobernación y el mismísimo Presidente Andrés Manuel López Obrador, más aun cuando les enviaron una fotografía correspondiente a una reunión en la Fiscalía Estatal donde el asiento principal lo ocupa Cisneros Burgos, mientras que la pobre Fiscal General está en un asiento contiguo como segundona, lo que revela quien manda en esa dependencia, y quien la usa para amedrentar a sus enemigos como ha ocurrido con ediles que no se alinean. Como fuera, se sabe que Roció Nahle lo ha platicado en más de una ocasión con Ricardo Ahued, y palabras más palabras menos le ha comentado: en Veracruz, por lo menos en estos momentos, en MoReNa hay dos para el Gobierno de Veracruz: usted y yo, y créame que si para el 2024 usted encabeza las preferencias, yo sacare las manos sin dejar de apoyarlo, como espero que usted haga lo mismo si yo llevo la delantera Así de simple.

*****

JOSE FRANCISCO “Pepe” Yunes Zorrilla será el candidato a la diputación Federal por el distrito de Coatepec que abarca Perote y la zona donde tiene fuerte control. Y aunque el dirigente nacional del PRI le ofreció la postulación plurinominal, Pepe decidió jugársela, como ha ganado todos los cargos de elección popular por los que ha contendido, y si gana, seguramente lo veremos en la boleta rumbo a la Gubernatura en el 2024 que esta vez podría ser disputada en alianza con el PAN y PRD. Sin duda, un caballero de la política que al igual que Ricardo Ahued harían un excelente trabajo como Gobernadores. OPINA [email protected]

Todos los derechos reservados. Este material no puede ser publicado, reescrito o distribuido sin autorización.

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.