Nuevos estatutos del SNTE, piden maestros del Movimiento Nacional por la Transformación Sindical

Estatutos
Nuevos estatutos del SNTE, piden maestros del Movimiento Nacional por la Transformación Sindical FOTO: WEB

En México no hay democracia sindical, la pesada sombra del corporativismo aún no se desvanece por completo. La figura del delegado sindical justificó durante muchos años la permanencia de líderes sindicales en el poder. Los obstáculos para que exista democracia en el SNTE son muchos. De entrada, la presión que ejerce Luisa María Alcalde, titular de la Secretaria del Trabajo sobre la camarilla que preside Alfonso Cepeda, es como un Tehuacán sin gas, sencillamente no hay reacción. Ya no hay pretexto para que se siga demorando la convocatoria para la renovación de la nueva dirigencia sindical.

Los maestros que conforman el Movimiento Nacional por la Transformación Sindical sólo exigen lo que la ley marca, buscan elecciones con piso parejo, donde exista un órgano independiente que garantice condiciones de equidad y respeto a todas las expresiones participantes. Por cierto, ya hay un grupo compuesto de maestros y abogados en conjunto con algunos miembros del Congreso Federal, que ya están trabajando en una propuesta para renovar los estatutos del SNTE.

Lo que el Gobierno Federal no contempla, y por lo mismo no ha previsto, es que esta situación es una bomba de tiempo. El Gobierno Federal olvida que de los grupos más numerosos que se han distinguido por no quedarse con los brazos cruzados son precisamente los maestros. Y eso, quedó bien demostrado en el 2013, cuando se levantaron miles de maestros a lo largo y ancho del país en contra de la mal llamada Reforma Educativa, muy a pesar de que ningún líder del SNTE oficialista los abanderó. Por esos urge que la democratización del SNTE forme parte de la agenda de asuntos importantes en el país.

Todos los derechos reservados. Este material no puede ser publicado, reescrito o distribuido sin autorización.

Comentarios

  1. Todo a cambiado, y si deberás creemos en las instituciones, se tienen q democratizar para que puedan sobrevivir. Y si no hay sindicato, estamos solos con la lucha. Es mejor cuidar al sindicato, sacar la epidemia de quien dirige y democratizarlo para el buen funcionamiento

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.