Realizan carrera de buggies sin el permiso de autoridades; ruta atenta contra área natural protegida

buggies
Realizan carrera de buggies sin el permiso de autoridades; ruta atenta contra área natural protegida FOTO: WEB
- en Carrusel, Estatales

Juan David Castilla Arcos / El ayuntamiento de Coatepec negó permisos para la realización del evento Jarochazo 2020, una carrera de vehículos todo terreno dentro del área natural protegida conocida como archipiélago de bosques y selvas de Xalapa y sus alrededores.

Sin embargo, los corredores realizaron su recorrido, desacatando las disposiciones oficiales. Incluso, los buggies fueron vistos sobre el bulevar Rafael Guízar y Valencia, mejor conocido como Arco Sur, con dirección al fraccionamiento de Las Fuentes.

En un documento, el gobierno municipal confirmó que el Comité Directivo Jarochazo solicitó una autorización para realizar el encuentro del 12 al 15 de noviembre.

El pasado 26 de octubre, la autoridad municipal recibió el oficio SEDEMA/DGGARN/01372/2020, donde la Secretaría de Medio Ambiente señala que no les fue autorizada la carrera dentro del área protegida.

También informa que se han realizado reuniones de trabajo con personal de la delegación de Tránsito y Vialidad del Estado en Coatepec, agentes y subagentes municipales y vecinos de Briones, donde hay constantes quejas ciudadanas por la realización del mencionado evento.

Por tal motivo, se notificó al comité organizar de Jarochazo, mediante el oficio DGPC/218/2020, que no fue autorizado el evento en territorio coatepecano.

Recientemente, la Red de Custodios del Archipiélago se unió al rechazo que han manifestado vecinos de la zona contra la realización del Jarochazo.

El evento presuntamente no cuenta con los permisos necesarios para su realización, ni de los municipios, ni de las Secretarías de Turismo y Medio Ambiente del Gobierno del Estado, dado que se han deslindado públicamente de éste evento. Los promotores del evento al parecer están usando logotipos de instituciones estatales sin autorización”, sostienen.

Además, mencionan que los daños ecológicos sobre el suelo, la flora y la fauna por el paso de centenas de autos y cuatrimotos en un solo día sobre veredas se contrapone a lo establecido en el Programa de Manejo vigente del área natural protegida del Archipiélago, que prohíbe actividades de alto impacto ambiental. Consideran que la carrera es un riesgo vial para los habitantes de las zonas rurales.

En ese sentido, de seguir en curso la realización de dicho evento, piden a los guardianes locales a organizarse, estar atentos a la presencia de la caravana donde pase, dado que se desconoce con antelación la ruta, para que en la medida de sus posibilidades, con seguridad y atendiendo la situación sanitaria, ayuden a documentar y hacer visibles las afectaciones ambientales ocasionadas por este tipo de eventos.

Exhortamos a las autoridades municipales, estatales y federales a cumplir sus atribuciones e impedir y sancionar la realización de este (y futuros) eventos de esta índole”, exponen en un oficio.

Todos los derechos reservados. Este material no puede ser publicado, reescrito o distribuido sin autorización.

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.