Escándalo en fiesta, asistiendo empleados de la Fiscalía Regional de Córdoba

Fiscalía
Oficinas de la Fiscalía Regional de Córdoba FOTO: WEB
- en Opinión

Claudia Guerrero Martínez / Vaya escándalo protagonizado por empleados de la Fiscalía Regional de Córdoba. En esta entrega, relataremos cómo auxiliares de los Fiscales organizaron una pachanga, sin tener conocimiento el titular de la Fiscalía Regional Jaime Cisneros y daremos a conocer el contenido de una carta enviada a nuestra redacción, en la que detalla cómo ocurrieron los hechos y que la FGE pretende ocultar. No pierdan de vista lo que a continuación daremos a conocer:

Resulta que en la Ciudad de Córdoba, auxiliares de los Fiscales organizaron tremendo pachangón con motivo del cumpleaños de una de ellas, llamada Mayalid, fue tanto el éxito de la fiesta, pues acudieron muchos invitados, entre policías ministeriales, peritos y demás empleados. Hubo mucho alcohol y quién sabe qué otras cosas más, a tal grado que varias de las auxiliares fueron llevadas al hospital y ser las mismas, quienes se hicieron pasar como Fiscales, ostentando un cargo ministerial en clara usurpación de funciones.

Y esto no paró ahí… Entre los asistentes, se encontraba Roberto Vicuña López a quien se le vio  acompañado por un joven.  Roberto Vicuña es recordado por haber sido Ministerio Público auxiliar del sub procurador Alfredo Díaz Mantilla, corrido por la puerta de atrás de las filas de la extinta Procuraduría, al fracasar la investigación del secuestro y homicidio de un empresario limonero,  oriundo del estado de Jalisco;  además, se afirma que el Licenciado Vicuña pedía moches a los Agentes del Ministerio Público de Córdoba para el “Jefe”.

Pues bien, no paró en la intoxicación del personal de la Fiscalía Regional de Córdoba, si no que al no tener dinero para pagarle el acompañamiento del joven, al Licenciado Vicuña se le ocurrió la grandísima idea de inventar un secuestro, por lo que para pagarle, le habló a su familia para decirles que lo tenían secuestrado y que irían a casa de sus papás a recoger el dinero del rescate, haciéndose pasar su acompañante sexual por secuestrador. Al llegar al domicilio, la familia le habló a la Policía y éstos  logrando detener al presunto secuestrador, quien horas después fue liberado por haber confesado el ex funcionario duartista que todo había sido un invento, por no tener dinero para pagarle al acompañante por sus “servicios”.  Lo que no se esperaba Roberto Vicuña López, es que la Unidad Especializada en Combate al Secuestro (UECS) ya había  iniciado una Carpeta de Investigación por el autosecuestro y en los siguientes días,  será puesto a disposición de un Juez, para que responda por esos actos.

Por lo pronto el  Fiscal Regional Jaime Cisneros decidió cesar a todas las auxiliares por el escándalo que se armó con la famosa fiestecita y se está realizando una investigación para conocer los detalles de esta fiesta y quiénes fueron los asistentes.  Y muchos de los recomendados de la Fiscal General Verónica Hernández Giadans acudieron a esta fiesta y se asegura que ella no ha podido controlarlos.

Roberto Vicuña López es recordado por haber participado en estado de ebriedad en un pleito de cantina en la Jaiba Loca, con el ahora también ex Fiscal Luis Ángel Bravo Contreras, alias “El Fisculín” y que gracias a su cercanía con Ríos Mantilla, no trascendió  en una consignación.

Todos los derechos reservados. Este material no puede ser publicado, reescrito o distribuido sin autorización.

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.