El circo del juicio de los expresidentes; la ley ya no cuenta, es mejor un pueblo voluntarioso; le puede pasar lo que a Robespierre

Expresidentes
El circo del juicio de los expresidentes; la ley ya no cuenta, es mejor un pueblo voluntarioso FOTO: WEB

El circo del juicio de los expresidentes levantó la carpa y sacó a los militantes de Morena para que salieran a las plazas a firmar para que se pueda enjuiciar a los expresidentes Salinas, Zedillo, Fox, Calderón y Peña Nieto. Y salieron los militantes de Morena, que cada día son menos, a firmar para que se lleven a cabo esos juicios sumarios. ¿En dónde queda la ley entonces? ¿Es la voluntad del pueblo la que decide si se debe o no enjuiciar a una persona? Por supuesto, enjuiciar no significa encontrar culpable al que se enjuicia, sin embargo, ¿entienden esto aquellos que firman y que a priori ya piden cárcel para Peña, Fox, Calderón y Salinas? ¿No se asemeja esto a lo que le sucede a los delincuentes que se suben a una combi y son golpeados por los pasajeros?

Aunque algunos aplaudan y alienten a que las víctimas lleven a cabo justicia por propia mano, la verdad es que no es lo que se espera de un país que presume vivir en un estado de derecho. Los expresidentes se han de estar riendo de este circo, pues saben que sólo es un distractor para ocultar los yerros de un gobierno que se está asemejando mucho al de ellos.

¿Y si dentro de 20 años, ya sin el poder, a otro presidente se le ocurre hacer una consulta para enjuiciar a López Obrador? Si López Obrador empieza por hacer a un lado las leyes de este país, con el tiempo, cuando ya siendo expresidente, puede que le ocurra lo mismo que a Robespierre, ser decapitado por la misma guillotina que él utilizó para quitarse de encima a sus adversarios.

Todos los derechos reservados. Este material no puede ser publicado, reescrito o distribuido sin autorización.

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.