Se tambalea alianza MORENA-Verde

Morena
Morena y el Partido Verde Ecologista de México FOTO: WEB
- en Opinión

Atticuss y Francisco Licona / AL PARECER LOS TEJES Y MANEJES NO SE LE DAN muy bien a los Morenos, pues una alianza electoral nacional que parecía cantada y que solo era cuestión de tiempo para quedar se-llada con el Partido Verde Ecologista… se tambalea. Los Verdes se están cansando de las indeci-siones, pues mientras ellos cumplen, en Morena parecen estar durmiendo el sueño de los justos. En Veracruz, por ejemplo, los Verdes apoyan en el Congreso Local las iniciativas de Morena; los alcaldes de su color apoyaron con todo la Reforma Constitucional Electoral; en San Lázaro y en el Senado han hecho mancuerna con Morena; pero en cuanto a la formalización de la Alianza Nacio-nal, nadie se mueve, nadie decide, nadie actúa. La muestra más clara de que en el Verde se es-tán cansado la tenemos en Zacatecas, donde Carlos Alberto Puente Salas, dirigente nacional de este partido, ha confirmado que pelearán solos los 18 distritos federales, las 58 alcaldías y el go-bierno del Estado. Y para completar el cuadro ya manifestaron que su gallo para la gubernatura es David Monreal Ávila, hermano de ya saben quién, hoy por hoy el mejor posicionado en las en-cuestas. Lo que se puede ver es que al menos en Zacatecas, a Morena no le quedará de otra más que apoyar al candidato del Verde y no al revés como podría pensarse. No hay que olvidar que en Zacatecas habrá renovación total de mandos en el 2021 y teniendo esa iniciativa en mente, es muy probable que el Verde decida ir solo también en las elecciones intermedias de otros estados. Muchos podrían pensar que MORENA no necesita la Alianza y que como dice el dicho, entre me-nos burros más olotes, sin embargo, ha sido claro que para que MORENA tenga margen de ma-niobra en los Estados, ha tenido que buscar el apoyo de otros partidos… quiera o no quiera. Aguas con la Alianza Nacional, pues se le podría caer a AMLO.

EL PROYECTO BOA QUE PRETENDE SACAR A AMLO, un engendro creado por él mismo. Sembró vientos y cosecha tempestades. Luego de que la mañana de este martes el Presidente Andrés Manuel López Obrador denunciara la existencia de un Proyecto impulsado por un Bloque Opositor Amplio (BOA), las alarmas se encendieron y la guerra en las redes sociales se desató. Lo anterior luego de que el Presidente hiciera leer a Jesús Ramírez, vocero de la Presidencia, un documento “confidencial”, del cual advirtieron previamente que no sabían quién lo había enviado ni habían confirmado su autenticidad… pero por sí o por no, mejor lo leyeron. En dicho Proyecto se lee que el “Gobierno ha logrado mitigar el impacto de la crisis económica provocada por el co-ronavirus regalando grandes cantidades de dinero al público entre los afectos, dinero sin efectivi-dad contra la pobreza pero con beneficios políticos electorales”, por ello, y ante el panorama de las próximas elecciones intermedias del 2021 y la revocación del mandato en el 2022, se plantea general un frente amplio para desplazar a Morena, exhibiendo sus debilidades. Supuestamente quienes conformarían el BOA están el PAN, PRI, PRD, MC, México Libre, así como grupos em-presariales, medios de comunicación, comunicadores, redes sociales, así como empresarios y or-ganizaciones civiles, incluyendo a los expresidentes Fox y Calderón, legisladores de oposición, consejeros del INE, entre otros. Obviamente se señalaron también a comunicadores con los que AMLO ha mostrado gran animadversión, como son Carlos Loret de Mola, Brozo, Ciro Gómez Leyva, Denisse Dresser, Mitofsky, entre otros. Al respecto, las posiciones están encontradas. Por un lado es cuestionable que desde la Presidencia se le dé entrada y difusión a un documento que ellos mismos admiten que “cuyo origen y autenticidad desconocemos”, puesto que le resta serie-dad y lo que comparan a difundir fake news, pero ahora de forma institucional. Por otra parte hay quienes aseguran que el formar un BOA, en caso de que fuera real, no tiene nada de ilegal, pues la propia ley permite las coaliciones y alianzas políticas. Sin embargo, suponiendo que el Proyecto BOA sea real, como bien dice el refrán “Quien siembra vientos, cosecha tempestades”, y ha sido el propio López Obrador quien ha exigido definiciones, pues así lo ha querido al afirmar “O se está con la transformación o se está en contra”. Quien ha dado pie a la conformación de un bloque opositor ha sido el propio Presidente. No puede pedir definiciones y luego espantarse cuando se le presentan. ¿Quería definiciones? Ahí la tiene. Quien siembra vientos y ahora cosechará sus tempestades.

NO FUE UN RECHAZO VIOLENTO AL ABUSO POLICIAL, fue una provocación directa en con-tra de la transformación. El vandalismo suscitado en varias capitales del país tienen el mismo es-tilo y la misma especie, ¡La provocación! Guadalajara, CDMX, San Luis, Xalapa, vivieron lo mismo, la intención de provocar al gobierno a la represión, de hartar a la sociedad por la impuni-dad. Todos, móviles políticos orquestados a través de anarquistas y delincuentes. México tuvo la oportunidad de un cambio pacífico en el 2018, pero al parecer no bastó y hoy fuerzas oscuras em-pujan al pueblo hacia una confrontación de inimaginable fin. Cada ajuste de gobierno lleva su con-sabida respuesta en las calles. Qué difícil, compleja y dolorosa situación, que aún en medio de la pandemia la lucha por el poder político se lleve entre las patas a la población. El caso más paté-tico ha sucedido en Jalisco, donde mientras el gobierno busca no caer en la provocación, fuerzas oscuras infiltradas en la policía busca dañar a los manifestantes para prender la mecha. Por un lado, ante los hechos violentos la población se inquieta y enoja de ver en vivo y a todo color la im-punidad con la que vándalos destrozan todo a su paso. Por otro, los provocadores solo esperan un paso en falso de la autoridad para que se prenda la mecha. De verdad, qué difícil situación po-lítica se vive hoy en nuestro país. El gran dilema de la autoridad hoy es reprimir y encender la me-cha social o hacerse a un lado cargando sobre sus lomos el rechazo popular de pasar por incapa-ces. Esta vez se ve difícil que nuevamente David venza a Goliat.

Todos los derechos reservados. Este material no puede ser publicado, reescrito o distribuido sin autorización.

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.