Ana Miriam Ferráez del “cártel de Avanradio”; lucra políticamente con desgracia. Descarga en su domicilio cientos de despensas

Ferráez
Ana Miriam Ferráez del “cártel de Avanradio”; lucra políticamente con desgracia. Descarga en su domicilio cientos de despensas FOTO: ESPECIAL

Se llama Arely Alvarado, es líder de colonias, pero un día fue reclutada por Ana Miriam Ferráez, del “cártel de Avanradio”, esos que se metieron de contratistas del gobierno para saquear el estado. En sus redes sociales la señora publica fotos de cada una de las despensas que está entregando a las personas en las colonias. Ella, que nunca había probado la “abundancia”, ahora se bate en esa “abundancia” de despensas, que le hace creer que lo que hace es lícito, porque es de buenas personas quitarse el pan de la boca para darlo a los pobres; ¿pero se lo están quitando de la boca? Lo que la señora no sabe es que la están utilizando los del “cártel de Avanradio” para lucrar políticamente; porque entregar despensas, así como ella lo está haciendo, es lucrar políticamente.

Es lo mismo que hace Bingen Rementeria, quien utiliza recursos del estado para quedar bien con sus futuros electores. Llegaron fotografías a nuestra redacción de las centenas de despensas que se están descargando en el domicilio de la diputada Ana Miriam Ferráez, en la calle Austria esquina Paseo de las Palmas. Hasta ahí llegó un tráiler de la Empacadora El Fresno de Valle de Chalco en el Estado de México, llenó de despensas que Arely Alvarado está entregando, creyendo que los Ferráez se están quitando el bocado de la boca para darlo a los pobres. Lucran con la pobreza de la gente, y ellos lo saben.

Les dan migajas de lo que los hermanos y sobrinos le roban a los campesinos y productores como bien hemos documentado y que por cierto no ha requerido derecho de réplica porque saben que los documentos que mostramos amparan nuestra verdad. Pero la utilizada Arely Alvarado despotrica en contra de quienes exhiben a estos ladrones, haciéndose ella cómplice de las raterías de ellos; no haciéndose como ellos, porque finalmente ella sólo está siendo utilizada. La servidumbre no come con los patrones en el comedor, sino en la cocina con los criados.

Todos los derechos reservados. Este material no puede ser publicado, reescrito o distribuido sin autorización.

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.