Christian Romero quiso quedar bien con Bola 8 y ahora paga las consecuencias por no cancelar Festival de la Paella; dos muertos y Tlacotalpan en pánico

Romero
Christian Romero quiso quedar bien con Bola 8 y ahora paga las consecuencias por no cancelar Festival de la Paella FOTO: WEB

Les advirtieron a tiempo, pero desoyeron al doctor Hugo López-Gatell. Christian Romero se portó como un irresponsable que, por darle gusto al ego del secretario de Gobierno, quien quería darse un baño de pueblo, insistió en que el Festival de la Paella de Tlacotalpan se llevara a cabo; chinguen su madre las recomendaciones de López-Gatell, chingue su madre el pueblo.

Ahora, en medio de la crisis y el pánico se reporta que «en el municipio de Tlacotalpan, en donde se registró el contagio de las 2 personas fallecidas por COVID-19 en el Estado de Veracruz, el Ayuntamiento está realizado desde ayer viernes la sanitización total en las calles, casas, restaurantes, hoteles y locales comerciales. A través de redes sociales, el alcalde de Tlacotalpan, Christian Romero Pérez, difundió un video en donde se observa a dos camiones con varios trabajadores municipales limpiando las calles de extremo a extremo a fin de evitar más contagios por COVID-19».

Claro, ya ahogado el niño a tapar el pozo. Lo grave es que aventar agua por las calles no remedia lo que irresponsablemente se hizo. Ahora se busca a las decenas de personas que estuvieron con Beto Lili y con Noé López, porque ellas son sospechosos de contagio. Lo mejor hubiera sido haber prestado atención a las palabras de Hugo López-Gatell y suspender el Festival de la Paella. Pero eso era algo que el ego de Éric Cisneros no podía permitir. He aquí las consecuencias.

Todos los derechos reservados. Este material no puede ser publicado, reescrito o distribuido sin autorización.

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.