Las lágrimas de García Luna en Nueva York; se declara no culpable y por lo tanto habrá juicio

Las lágrimas de García Luna en Nueva York; se declara no culpable y por lo tanto habrá juicio FOTO: WEB

Quien lo viera, en otros tiempos un sujeto tan poderoso, tanto que si te ponía el dedo encima te acababa. El señor de los montajes, el creador de organizaciones no gubernamentales que sirvieron para encubrir los daños colaterales que su parcial guerra en contra del narcotráfico acarreó. El día viernes, ante un juez de Nueva York, Genaro García Luna, titular de la Agencia Federal de Investigaciones (AFI) con Vicente Fox Quesada y secretario de Seguridad Pública con Felipe Calderón Hinojosa se declaró no culpable.

Vestido con el uniforme de reo, con las manos y pies esposados, García Luna buscaba con la mirada a sus hijos y a su esposa, quienes siempre se mostraron solidarios con el padre lanzándole señales de afecto, tocándose el corazón y levantando los brazos. Antes de ser llevado a prisión en esa breve comparecencia a la que acudió sólo para declararse no culpable, García Luna abrazó a su esposa, cómplice también de su riqueza mal habida, y lloró, lloró como se llora ante el desconsuelo, ante el descubrimiento de la traición.

El juicio de García Luna será largo, y sólo le queda, ante la voluntad de los gobiernos de México y Estados Unidos, ser testigo protegido para no pasar el resto de su vida en prisión, tal como será para Joaquín El Chapo Guzmán, a quien dicen protegió.

Todos los derechos reservados. Este material no puede ser publicado, reescrito o distribuido sin autorización.

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.