En política, subestimar y traicionar a los maestros siempre acarrea consecuencias

Maestros
Juan Iván Peña Neder, inquilino asiduo a chirona FOTO: WEB

Quien subestima a los maestros, no conoce que terreno está pisando. En una ocasión Eduardo Andrade Sánchez, locutor metido a político, dijo que el PRI no necesita el voto de los maestros. El resultado fue catastrófico para su partido, al grado de que se convirtieron en tercera fuerza en el país. Los resultados por despreciar al magisterio mexicano no son gratuitos, ahí está Juan Díaz de la Torre y Alfonso Cepeda, subestimaron y traicionaron al magisterio; el resultado fue que Nueva Alianza perdió el registro como partido político.

Dicen que las heridas duelen más, sobre todo cuando nosotros mismos nos las provocamos o cuando nos las buscamos por nuestras malas decisiones. La salida de Redes Sociales Progresistas (RSP) en momento clave, de Juan Iván Peña Neder, era una crónica anunciada. Su pasado nebuloso lleno de vicios y violencia contra las mujeres, no era una buena tarjeta de presentación.

El error de este personaje ha sido como el de los ejemplos antes citados, subestimar a los maestros y llamarle a la poderosa organización Maestros por México «un grupúsculo de 20 mil afiliados de jubilados», esto le costará caro a este señor, si quiere seguir en la política. Su ineludible cita con la justicia le hará recordar los consejos que le dio su señora madre y ojalá así aprenda a tratar a las mujeres. Por cierto, su señora madre que en paz descanse era maestra.

Todos los derechos reservados. Este material no puede ser publicado, reescrito o distribuido sin autorización.

Comentarios

  1. Y algunos partidos no solo siguen subestimando, sino también atacandolos , especialmente los PAN por eso se puede tener la seguridad que van a seguir perdiendo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.