Entre amigas y aviadoras, la diputada Érika Ayala, la “mujer de negro”, festeja sus 46 años; aunque ella dice que 43

- en Avenida Principal, Carrusel

La fiesta fue el sábado 21 de septiembre, aunque la diputada cumple años el 22. Muchas de sus amigas y algunas aviadoras acudieron al festejo que se llevó a cabo en una de las tantas casas que la diputada tiene en Coapexpan. Dicen que hubo de todo, música, comida, bebida. Ni siquiera en el día de su cumpleaños la festejada dejó de seguir las indicaciones de su brujo, vestir con algún motivo negro. Así que el vestido de Érika Ayala fue en estampado “animal print” donde destaca en su mayor parte el negro.

Ahí estuvieron las aviadoras, que a pesar de las denuncias que hicimos, mostrando la nómina federal, siguen cobrando sin ir a trabajar: Martha Montoya, Iraís Maritza Morales, Anabel Ponce, Lilia Christfield Lugo. La reunión se debió prestar para celebrar la impunidad que con la traición y sumisión consiguiera Érika Ayala. Se levantaron las copas para brindar porque las listas de aviadoras regresaron a manos de la líder del sindicato del Cobaev.

Es tal la impunidad y la desvergüenza que ni siquiera quitaron de nómina al profesor de tiempo completo en Cobaev de nombre Bryan Alexis Juncal Ayala y que es el orgullo de su nepotismo. La mujer de negro tenía razones para celebrar y celebró. Un brindis por la simulación de esta Cuarta Transformación, que permite que una mujer corrupta como Érika Ayala, en lugar de ser investigada, es mejor cobijada. ¡Salud!

Todos los derechos reservados. Este material no puede ser publicado, reescrito o distribuido sin autorización.

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.