Ciberestafador, detenido justo cuando preparaba golpe de un millón de euros; esto en España

Ciberestafador
La Guardia Civil arrestó en Madrid a un leonés de 23 años como, presunto cabecilla de una red que ha engañado a miles de personas en tres años con ventas “online” FOTO: WEB

La Guardia Civil arrestó en Madrid a un leonés de 23 años como, presunto cabecilla de una red que ha engañado a miles de personas en tres años con ventas “online”; un joven, escurridizo y muy violento. Agentes de la Unidad Central Operativa (UCO) de la Guardia Civil detuvieron el pasado martes, tras un año de investigación, al considerado mayor ciberestafador de la historia de España. Se trata de J. A. F., un leonés de 23 años que adoptaba medidas extremas de seguridad para no ser localizado por la policía y que no dudó en contratar sicarios para dar una paliza a un integrante de su banda del que sospechaba que le robaba, según detallan fuentes de la investigación.

La Guardia Civil lo considera el cabecilla de un grupo que engañó a miles de ciudadanos en los tres últimos años mediante páginas web fraudulentas de venta de productos tecnológicos. Capaz de ingresar más de 300 mil euros en un solo mes con sus estafas, cuando fue arrestado J. A. F. había iniciado los preparativos para dar un golpe de un millón de euros durante el próximo Black Friday, la campaña comercial en Internet que se celebra cada año en noviembre.

La investigación que ha permitido su arresto, bautizada como Operación Lupin III, se inició tras recibir los agentes del Grupo de Delitos Telemáticos del Instituto armado numerosas denuncias de ciudadanos que aseguraban haber sido víctimas de ciberestafas que tenían un patrón muy similar.

En la mayoría de los casos se trataba de compras fallidas de productos electrónicos, principalmente videoconsolas y teléfonos móviles, aunque en verano el ciberestafador también ofertaba aires acondicionados o gasóleo de calefacción en invierno, realizadas a través de páginas web “espejo” de tiendas muy conocidas, a los que la organización copiaba todos los detalles, incluido los logos, para engañar a las víctimas.

Mientras hay gente que ocupa sus habilidades y conocimientos para ayudar a otros más necesitados, este sólo lo hacía para su propio beneficio y perjudicando a mucha gente. Cabe mencionar que este tipo, también contaba con protección de sicarios que el mismo contrataba. Ahora este estafador y toda su organización pagarán por todos los daños hechos.

Todos los derechos reservados. Este material no puede ser publicado, reescrito o distribuido sin autorización.

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.