El silencio es un privilegio que Éric Cisneros no conoce; ahí las consecuencias

Cisneros
Xalapa, Ver. Éric Patrocinio Cisneros Burgos FOTO: MIGUEL ÁNGEL CARMONA/FOTOVER

A pleno día, se le hizo de noche al secretario de Gobierno Éric Patrocino Cisneros. La declaración de la esposa de Marcos Miranda Cogco, Marmiko, culpándolo por el levantamiento de su esposo, lo coloca en una postura muy incómoda. Ya les corresponderá a las autoridades juzgar la situación en el campo de la legalidad. Sin embargo, en el campo político este funcionario queda devastado.

Tenga la seguridad que este caso ya rebaso el ámbito local y que levantará humo el día de mañana en la conferencia mañanera del presidente. Y es que no es la primera vez que el secretario de gobierno de Veracruz se mete en problemas por abrir la boca de más. Se acuerda usted cuando habló de más sobre religión y se metió de lleno con la iglesia Católica, que hasta tuvo que recular y pedir disculpas.

Pues hace poco señalaba, o daba a entender, que aquellos periodistas que no estuvieron lanzando loas y porras al gobierno, pues que se atuvieran las consecuencias. Hoy esas palabras le queman la frente. No estamos diciendo que él sea el autor intelectual del levantamiento del periodista, sin embargo, que Éric Cisneros no olvide el dicho de que el pez por la boca muere. Por lo pronto, esta situación vuelve a colocar al secretario de Gobierno en la palestra de la guillotina.

Todos los derechos reservados. Este material no puede ser publicado, reescrito o distribuido sin autorización.

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.