Niurka arremete contra Pablo Lyle y se solidariza con la familia de su compatriota Juan Ricardo Hernández

Niurka Marcos
Niurka arremete contra Pablo Lyle y se solidariza con la familia de su compatriota Juan Ricardo Hernández FOTO: WEB

La noticia del incidente entre Pablo Lyle y el hombre cubano de 63 años, que finalizara con la muerte de este último, días después de permanecer en el hospital Jackson Memorial, en Miami, ha estado en boca de muchos; con más detractores que defensores del actor mexicano. Este suceso tiene a Pablo Lyle a unos cuantos pasos de la prisión. Cada día se suman a la lista personajes del espectáculo que reprueban el hecho de este desquiciado y que advierten con sus declaraciones la justa condena que deberá cumplir por sus delitos. En esta ocasión ha sido la famosa vedette cubana, Niurka Marcos, quien desatara su vehemente crítica en contra del sinaloense.

En una entrevista hecha para el programa El Gordo y La Flaca la también actriz declaró: “El que la debe la paga mijo. Eso para que vean que no tienen que ser más arrogantes, soberbios, la fama no tiene que ver nada con la arrogancia, la soberbia, la prepotencia. Pongan los pies en el piso y si mataste, paga papá”. Entre otras declaraciones también dijo: “Con la pena, le tocó en Estados Unidos. ¡Ahí no hay perdón mi hijo! Se analizan de diferentes maneras, pero se fue a portar soberbio y arrogante en un país donde no le perdonan a nadie… Y este niñito debe entender el mensaje que le manda la vida, bájale a los huevos papá, aférrate a la investigación, que investiguen bien a fondo, porque como tú te diste a la fuga, es el segundo delito… i’m sorry for you baby (lo siento por ti), eso fue una situación donde todo mundo hizo lo incorrecto y cada quién se llevó su fuetazo”, finalizó.

Ciertamente toda esta situación parece un mensaje que la vida le grita con fuerza a Pablo Lyle, pues su petulancia y desorden mental se han hecho notorios. Ahora más que nunca el originario de Mazatlán deberá convertirse en un hombre, afrontar las consecuencias de sus actos y aprender de esta dura lección que le dejará la vida. Pero de esta situación también aprendemos nosotros. Cuando nos enfrentemos a una situación similar, lo mejor será no dejar que la ira se apodere de nosotros, pues las consecuencias podrían ser fatales.

Todos los derechos reservados. Este material no puede ser publicado, reescrito o distribuido sin autorización.

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.