En la serie ‘Historia de un crimen: Colosio’, Martín Altomaro es Raúl Salinas, el primer confabulador. «Te estás equivocando, Donaldo (…) la puerta de Los Pinos se abre desde adentro»

Martín Altomaro y Raúl Salinas de Gortari FOTO: WEB

Al parecer, cada escena de la serie sobre el asesinato de Luis Donaldo Colosio que el 22 de marzo se estrenó en Netflix, tiene un sustento histórico o periodístico. Por ejemplo, en la serie aparece la madre Antonia, una monja de origen irlandés que ayuda a la madre de Mario Aburto a que ella se entreviste con su hijo en la cárcel. La madre Antonia existió, hay todo un reportaje de Proceso sobre ella. Esto lo decimos porque a muchos, algunas escenas pudieran parecer una invención dramática, como la corona de muertos que fueron a dejar en casa del candidato con un mensaje de advertencia: «No vas a llegar, cabrón. Déjalo o atente a las consecuencias»; todas estas escenas tienen sustento.

Esto lo decimos porque uno de los primeros que confabula en contra de Luis Donaldo Colosio es Raúl Salinas de Gortari, quien le quiere entregar una lista de empresarios y políticos que quieren apoyar la campaña de Colosio. Pero como Luis Donaldo conoce quién es Raúl Salinas, decide no aceptar ese apoyo para no verse comprometido.

Raúl sale desairado, no sin antes dejarle una advertencia al candidato: «Te estás equivocando, Donaldo. Necesitas aliados, yo conozco a los buenos, ¿entiendes? (…) Nada más acuérdate, la puerta de Los Pinos se abre desde adentro».

Todos los derechos reservados. Este material no puede ser publicado, reescrito o distribuido sin autorización.

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.