Éric Cisneros pone a Rafael Castillo Zugasti a que dé una patada por el trasero a los que piensa correr de la Secretaría de Gobierno

Castillo
Rafael Castillo Zugasti FOTO: WEB
- en Avenida Principal, Carrusel

¿Qué necesidad tienen los morenos de importar lacras del PRI para gobernar? Y no queremos decir que los priistas no tengan lugar en el gobierno de Cuitláhuac García; el próximo gobierno debería ser incluyente. El problema es que los que están incluyendo son las lacras que lucraron en el PRI y que ahora regresan a lucrar, pero con piel Morena. Tal es el caso Rafael Castillo Zugasti quien, en el 2011, empezando el gobierno de Javier Duarte y siendo presidente del Comité Directivo Estatal del PRI en Veracruz, Ranulfo Márquez Hernández, fue nombrado delgado del PRI en Xalapa.

Castillo Zugasti fue también coordinador de asesores de Ramón Poo y ahora, según reportes periodísticos, es el que decide, con malos tratos, quién es el que se quedará o no en la Secretaría de Gobierno que presidirá Éric Patrocinio Cisneros. Una trabajadora de esta dependencia comentó en su cuenta de Facebook: «Hoy el equipo de transición requirió mi presencia y la de otros trabajadores de la dependencia, pudieron preguntarnos de manera respetuosa y educada nuestras funciones, pero optaron por el hostigamiento, la presión, nosotros somos trabajadores».

El periodista Noé Zavaleta relata en Crónica de Xalapa que a una decena de empleados de Castillo Zugasti les gritó: «Cuida tus palabras, te recuerdo que te vas en tres días». Lo dicho, los priistas tienen derecho a buscarse la manutención hasta en el gobierno de Cuitláhuac García, pero este tipo de lacras, ¿en realidad las necesitan? Huevonazos como Omar Gómez que ya asesora al diputado mariachi o como el prepotente Rafael Castillo Zugasti lo único que van a provocar es el desprecio a este gobierno por parte de los que votaron por Morena.

Todos los derechos reservados. Este material no puede ser publicado, reescrito o distribuido sin autorización.

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.