Señor presidente electo, empantánese un poco con Rosario Robles y Emilio Lozoya

Robles
Rosario Robles; Emilio Lozoya FOTO: WEB

El presidente electo Andrés Manuel López Obrador no piensa perder el tiempo en andar persiguiendo trúhanes, criminales y rateros de cuello blanco que hicieron de las suyas desde el salinato a la fecha, según él, porque no quiere empantanarse. Cuando le hicieron la pregunta el próximo Ejecutivo federal, se encontraba realizando la guardia de honor a los héroes de la Revolución.

Como se puede ver, Andrés Manuel López Obrador tiene más grande la capacidad de perdón que su propio sentido de justicia. Resulta descomunal la rebatinga de muchos funcionarios que entraron con una mano atrás y otra por delante, ahora son accionistas de importantes empresas. Otros vivían en casa de interés social y ahora viven en tremendas residencias palaciegas.

Ojalá y de verdad el poder Legislativo se ponga las pilas y demuestre su independencia del poder Ejecutivo y busque que los funcionarios que aún están localizables en el país, desde luego que después de un juicio legal, devuelvan lo que pertenece a los mexicanos. Por eso, señor presidente electo, empantánese un poco con Rosario Robles y Emilio Lozoya.

Todos los derechos reservados. Este material no puede ser publicado, reescrito o distribuido sin autorización.

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.