Ildefonso Guajardo, un garbanzo de a libra en el podrido gabinete de Peña Nieto

Ildefonso Guajardo, secretario de Economía del gabinete peñanietista FOTO: WEB

Si alguien se fajó para aprobar el nuevo tratado de comercio entre Canadá y Estados Unidos, ese fue Ildefonso Guajardo, secretario de Economía del gabinete próximo a salir. Un hombre preparado, institucional y leal a sus responsabilidades. Sin embargo, a pesar de que se lleve un buen trabajo y haya antecedentes de ello, un resbalón casi siempre es magnificado por los malquerientes.

Al comparecer ante Comisiones en la Cámara de Diputados, con motivo de la Glosa del Sexto Informe de Gobierno, el secretario de Economía precisó que la frase que expresó en el Senado de que los «pobres no comen gasolina, comen tortilla, pollo, leche, huevo» fue sacada de contexto. Y efectivamente así fue, desde luego que el encargado de la economía del país sabía a qué se refería, no obstante, otros quisieron hacerlo pasar como un hombre elitista e insensible de la pobreza.

«Mi comentario fue probablemente inapropiado, lo que nosotros estamos estableciendo es que es mejor cuidar la canasta del consumidor y tratar de controlar los abusos que a través de un ajuste se vienen dando […] En el sector economía los pobres no nos estorban, son el fondo nuestro objetivo de trabajo», señaló Guajardo Villarreal. Pues no sería mala idea que AMLO pudiera incluir y ocupar los servicios de este eficiente funcionario.

Todos los derechos reservados. Este material no puede ser publicado, reescrito o distribuido sin autorización.

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.