Angélica Rivera y Peña Nieto se separan; la actriz sólo hizo el papel de primera dama, que no espere ninguna nominación al Oscar

Angélica Rivera (la Gaviota) y Enrique Peña Nieto FOTO: WEB

Desde un principio se dijo que el matrimonio entre Enrique Peña Nieto y Angélica Rivera sólo era un matrimonio por conveniencia. Después de la trágica muerte de la esposa de Peña Nieto, se requería una actriz que hiciera el papel de su vida para convertirla en la primera dama del país. A alguien se le ocurrió que fuera Angélica Rivera, sin importar que ella ya hubiera estado casada con el hermano de Verónica Castro. La elección fue mala, al poco tiempo se dieron cuenta.

La Gaviota no tuvo nunca la candidez ni el carisma que se requería para el papel de primera dama. El colmo fue cuando la señora de Peña Nieto salió a defender a su esposo por el tema de la Casa Blanca y se puso a regañar a los mexicanos asegurando que ella era lo suficientemente solvente como para comprarse una casa que no tenía ni Obama.

Ahora que Salvador García Soto, columnista de El Universal revela que Enrique Peña Nieto y Angélica Rivera se separaran legal y formalmente (hace dos años que no duermen en la misma cama), se confirma que la Gaviota sólo era una actriz a la que le pagaron por hacer el papel de primera dama. Pero su actuación fue pésima. Que no espere Angélica Rivera ninguna nominación al Oscar.

Todos los derechos reservados. Este material no puede ser publicado, reescrito o distribuido sin autorización.

Comentarios

  1. Muy cruel el artículo…parece como si hubieran dormido con ellos!!! Qué falta de respeto con su presidente… Es un artículo de mezquindad y carece de todo sustento que pueda darle credibilidad!!!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.