López Obrador, tiempo de reconciliación; ¿tomarán su ejemplo los gobernadores a quienes él dio acceso al poder?

Obrador
El presidente en funciones, Enrique Peña Nieto, y el presidente electo Andrés Manuel López Obrador FOTO: WEB

Dice la Escritura que «para todo hay un tiempo señalado, aun un tiempo para todo asunto bajo los cielos: tiempo de nacer y tiempo de morir; tiempo de plantar y tiempo de desarraigar lo que se haya plantado; tiempo de matar y tiempo de sanar; tiempo de rasgar y tiempo de unir cosiendo; tiempo de callar y tiempo de hablar; tiempo de amar y tiempo de odiar; tiempo para guerra y tiempo para paz». Tiempo para enfrentar y tiempo para reconciliar. Eso lo sabe muy bien el presidente electo Andrés Manuel López Obrador, quien fue muy agraviado no sólo por sus contrincantes, sino por miles de personas que lo insultaron y lo siguen insultando.

Pero hasta el momento, cada paso que da López Obrador, es un paso que dirige a la reconciliación. Desde los mensajes que dijo el día que ganó las elecciones presidenciales. Luego las llamadas de Olga Sánchez Cordero a los gobernadores y este martes el encuentro con Cuauhtémoc Cárdenas, quien se había distanciado de él, pero con quien se reunió antes de su visita con Peña Nieto.

Por supuesto está además la visita a Peña Nieto, a quien agradeció que no metiera las manos en la elección. Andrés Manuel López Obrador muestra con estas primeras acciones que no vino a poner espada, sino paz y reconciliación. ¿Tomarán su ejemplo los gobernadores a quienes él dio acceso al poder?

Todos los derechos reservados. Este material no puede ser publicado, reescrito o distribuido sin autorización.

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.