¿Y tú que piensas del drástico cambio de Ethan, el joven reptil?

Ethan, el joven reptil FOTO: WEB

Todo empezó a la edad de trece años. Ethan emprendió el largo y doloroso proceso de cambiar su apariencia física desde que era un niño y lo hizo marcando su cuerpo y su destino con una mariposa en el cuello. El joven de 21 años de edad, de nacionalidad australiana, en una entrevista dijo: «Hoy en día con mis cuarenta operaciones para modificar mi cuerpo estoy cien por ciento seguro que sí pudiera regresar el tiempo, volvería hacerlo sin pensarlo».

Ethan confiesa que hubo algunas operaciones que se hizo, como inyectarse tinta en las pupilas de los ojos, partirse la lengua en dos para obtener la apariencia de un reptil, que lo hicieron dudar sobre si en verdad terminaría su “misión”. En la entrevista dejó bien en claro que no ha terminado el sueño anhelado, que mientras tenga un pedazo de piel virgen en su cuerpo, lo tapará con algún tatuaje.

El sentido de la vida para algunos jóvenes como Ethan es seguir siempre todo lo contrario, es volver un no en un sí o viceversa. Algunos jóvenes quieren romper fronteras, armar caos. Quizá deberían entender que la juventud sólo es un instante disfrazado de fiesta; entender que las personas y sus ideas con el tiempo cambian, así como los cauces de algunos ríos. Veremos si a los sesenta años Ethan sigue pensando igual que a los veintiuno.

Todos los derechos reservados. Este material no puede ser publicado, reescrito o distribuido sin autorización.

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.