Carlos Salinas, el poderoso Kraken, 30 años después

Salinas
Carlos Salinas de Gortari FOTO: QUIÉN

El Kraken, que en realidad forma parte de la mitología escandinava, y no griega, era una especie de monstruo marino que fue enviado por Hades a destruir el mundo, era algo como un calamar de 90 metros de altura y fue derrotado por Perseo con la cabeza de Medusa. Carlos Salinas es semejante a esta criatura, su sola presencia causa escalofríos, como en una ocasión lo dijera un político; Salinas no mira, él observa, es calculador y su poderío económico es basto.

30 años después de haber llegado a la principal silla del Gobierno Federal, sus tentáculos, como los del Kraken, siguen moviendo los hilos de la vida política del país. Él es en realidad la mano que mece la cuna en Los Pinos. Sus ahijados políticos se codean con la crema y nata de la elite política, ocupando puestos en las principales secretarías, curiosamente donde hay manera de seguir haciendo negocios.

Salinas de Gortari, al igual que el Kraken que pretendía destruir el mundo, destruyó la economía de millones de mexicanos con su famoso error de diciembre. Hoy, 30 años después de haber ganado la presidencia fraudulentamente, Salinas observa detenidamente a sus adversarios, especialmente tiene una fijación contra Andrés Manuel López Obrador, el Perseo posmoderno que puede acabar con todo su linaje.

Ya se verá que pasa en julio, cuando se midan las fuerzas electorales en las urnas, pero por el momento, desgraciadamente hay Salinas para rato.

Todos los derechos reservados. Este material no puede ser publicado, reescrito o distribuido sin autorización.

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.