Peña Nieto y Videgaray, uno sordo y el otro se hizo como el Tío Lolo

Reunión entre Donald Trump, Enrique Peña Nieto y Luis Videgaray Caso FOTO: WEB

Uno de los detalles más sorprendente acerca de Ludwig van Beethoven, es el hecho de que haya sido sordo. ¿Cómo puede un músico, un compositor, carecer de lo que imaginamos su sentido más importante? ¿Cómo es eso posible? ¿Cómo componer, como crear? Puede usted imaginarse a un secretario de Relaciones Exteriores con disfunción auditiva, ¿cómo podría tratar asuntos diplomáticos si carece de tal vital función?

Pues déjeme decirle que en México tenemos al titular de la SER, Luis Videgaray; este político, amigo íntimo del presidente Peña, dijo que no escuchó el comentario del presidente Donald Trump cuando fue cuestionado de si mantenía su posición sobre que México pagaría por la construcción del muro, y a lo que afirmó “absolutamente”. Luis Videgaray dice que no escuchó nada.

O el secretario de Relaciones Exteriores no escucha bien o se hace el lolo, ya que al tratar de justificarse, dijo: «Yo lo que les puedo decir son dos cosas: no fue parte de la conversación, no fue parte de lo que hablamos. Y segundo este comentario que dicen que hizo en voz baja con el presidente Trump yo no lo escuché mientras estaba yo poniendo atención a la salida de los medios de comunicación. Yo no lo escuché».

Lo cierto es que tanto el presidente como el secretario de relaciones exteriores dejaron pasar una oportunidad de oro para demostrar a los mexicanos su postura de defensa ante Donald Trump. No obstante, uno se hizo Lolo y el otro sordo.

Todos los derechos reservados. Este material no puede ser publicado, reescrito o distribuido sin autorización.

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.