El peor enemigo de Callejas fue el tiempo y su apoyo total a Duarte

- en Opinión

Luis Ortiz Ramírez / 

El tiempo, el implacable, el que pasó, siempre una huella triste nos dejó, qué violento cimiento se forjó, llevaremos sus marcas imborrables. Pablo Milanés

El maestro caminaba a pasos largos,  con el pecho salido, y  los hombros hacia tras, portaba trajes finos hechos a su medida, pero casi siempre se le podía ver con guayaberas de lino murano nítidamente blancas. Eran los tiempos de la plenitud del pinche poder que erigiera Fidel Herrera Beltrán, padre putativo de muchas carreras políticas hechas a su sombra. Por supuesto su influencia continuaría con Javier Duarte. Las  pisadas del mentor, estaban acostumbradas a pisar el recinto legislativo federal y local.

Juan Nicolás Callejas Arroyo, el humilde maestro normalista, era la viva imagen del poder omnímodo en Veracruz. De vivir en una modesta casa de interés social en el Fovissste, paso a disfrutar de los mejores ranchos del Estado. Ejemplo que siguieron muy bien sus alumnos  más aventajados, como Guadalupe Velázquez Casanova y  Gaudencio Hernández Burgos, que también disfrutan de sendos ranchos, que bien pueden competir con cualquiera del mundo. Todo gracias a la Sección 32, o más bien dicho, gracias a los agremiados de la 32.

Sin embargo, su peso político  en el estado  se vio mermado por un grupo de insurrectos inconformes que no estaban de acuerdo con la Reforma Educativa. En el 2013, cuando estaba a punto de tomar  su oficina de encanto, en la capital del Estado de Veracruz, salieron miles de maestros a las calles a protestar, el maestro Callejas era el villano favorito, es cierto que la protesta era contra la reforma, no obstante, el magisterio veracruzano, aprovecho para deslindarse del caudillismo misanteco impuesto por más de tres décadas por este gigante de hierro con pies de barro.

El termino poder describe habilidad, acción y efecto, realidad y circunstancia, es un término genérico que  Callejas lo conocía  muy bien, y aprovechando las circunstancias,  logro capturar los puestos claves de la Secretaria de Educación de Veracruz, para un grupo de maestros, miembros de su brazo de acción  dentro de la Sección 32, llamado “Equipo Político”, grupo compuesto de compadres, amigos, directores, y supervisores, maestros sindicalistas,  que estaban dispuestos a todo, con tal de complacer al hacedor de sus carreras políticas.

En la legislatura era el amo y señor, no se movía ni un papel sin su autorización, por cierto  en contubernio con Flavia Ortega Arteaga, presidenta del de la mesa directiva del congreso, planchaba a  los diputados con grandes cantidades de dinero, como lo demuestra un audio que circula por  las redes sociales. El pecado de Callejas, fue solapar todas las locuras del Nerón Veracruzano, nunca tuvo la voluntad de parar la voracidad de un sujeto que estaba trasquilando el futuro de los veracruzanos. Los maestros veracruzanos, nunca se lo perdonaron, por eso votaron en contra del candidato callejista. En contra del PRI.

Hoy la realidad es otra, el viento no sopla a favor de la Sección 32 del SNTE, refugio y abrevadero de este líder. Su influencia ha sido acotada por un Secretario de Educación forjado en el fuego de la política de altas alturas. Las manifestaciones de la “32”, solo son bravatas”, sus peticiones solo son una voz en el desierto, sus concentraciones ya no son masivas, es más,  sus propios inspectores escolares instan a los inexpertos maestros de nuevo ingreso, a afiliarse al equipo Político.

Por ejemplo; el siguiente correo me llego esta semana: “el día lunes 3 de este mes los miembros del Equipo Político,  reunieron a maestros de nuevo ingreso que han  entrado a partir del 2015,  en el CBTIS 113 de Las Choapas. Llegaron los esbirros del equipo político a darles una «plática» por no decir lavado cerebral. Esa reunión fue en horario laboral y con la complacencia de los supervisores callejistas. Dicho sea de paso en la misma reunión estuvo el nuevo «jefe de sector» Gerardo Jiménez Ramírez, y lo pongo entre comillas porque no sabemos en base a que nombraron a ese maestro como jefe de sector en lugar del sempiterno Leopoldo Cambero Rafael, pues el tipo no tiene ni un año que es supervisor de la zona escolar 043 y ya lo pusieron como sucesor de ese dinosaurio”.

Ni hablar, los tiempos cambiaron para los que durante más de tres décadas habían secuestrado a la SEV.  Sin embargo, como lo dijo muy bien el “divo de Juárez”,  “el tiempo pasa y el nunca perdona, ha hecho estragos en mi gente como en mi persona, el tiempo es malo y muy cruel amigo”.

Para Juan Nicolás Callejas sus peores enemigos, no fueron  la maestra Elba Esther Gordillo Morales, o Miguel Angel Yunes Linares, para el oriundo del Pato, sus peores enemigos fueron el  tiempo y su apoyo total a Javier Duarte.

Todos los derechos reservados. Este material no puede ser publicado, reescrito o distribuido sin autorización.

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.