Acusan a regidor papanteco de apoderarse de casas entregadas por Invivienda

Regidor
Un grupo de familias damnificadas por las inundaciones en el norte veracruzano, señalaron al regidor del Ayuntamiento de Papantla, Héctor Gutiérrez Martín de apoderarse de las casas que entregó Invivienda a través de la Secretaría de Desarrollo Social (Sedesol) FOTO: FRANCISCO DE LUNA
- en Carrusel, Estatales

Francisco de Luna / Papantla, Ver. Un grupo de familias damnificadas por las inundaciones en el norte veracruzano, señalaron al regidor del Ayuntamiento de Papantla, Héctor Gutiérrez Martín de apoderarse de las casas que entregó Invivienda a través de la Secretaría de Desarrollo Social (Sedesol).

Consideran que él es responsable de los desalojos violentos, robos a casas–habitación y la venta de viviendas que Sedesol entregó a los afectados de la zona norte.

Este caso ya fue reportado a Sedesol de Veracruz para esclarecer las irregularidades, pero tampoco han intervenido, ni han inspeccionado la zona residencial, ubicada entre el tramo carretero Papantla–El Chote.

Las casas estaban destinadas para las familias de las comunidades de La Isla, La Guásima, Joloapan, Pueblillo, Progreso de Zaragoza, de Papantla, así como de los municipios de Coyutla y Filomeno Mata, éstos dos últimos considerados con pobreza extrema en la región del Totonacapan.

En los últimos siete años, por lo menos 15 personas han sido despojadas violentamente porque no pudieron pagar los 40 mil pesos que les exigieron para poder habitar los departamentos.

La Sedesol y el Instituto Veracruzano de la Vivienda (Invivienda) entregaron, en noviembre del año 2013 todas estas casas.

El edil señalado por los afectados indica que él es comisionado en Asentamientos Humanos, Fraccionamientos, Licencias y Regularización de la Tenencia de la Tierra.

Pero aseguró que las 62 habitaciones están vendidas a un precio de hasta 40 mil pesos cada una.

Les pedían entregar 10 mil pesos como enganche, después pagarían otros 5 mil pesos y el resto los liquidarían en parcialidades.

«Algunos fueron golpeados brutalmente, a otros les robaron sus pertenencias mientras estaban fuera de la vivienda y unas más fueron intimidados para que desocuparan el lugar», narró Silvia Ramírez.

Ella, cuenta que denunció penalmente a quienes invadieron las propiedades porque la golpearon para arrebatarle el hogar, pero hasta el momento las autoridades ministeriales no han resuelto la demanda.

Todos los derechos reservados. Este material no puede ser publicado, reescrito o distribuido sin autorización.

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.